“La cadena agroindustrial se calló la boca y va a perder”

El vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Néstor Roulet, criticó los superpoderes, destacó los aportes del sector y exigió saber el destino de esos fondos.
El vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Néstor Roulet, criticó desde San Luis parte de la cadena agroindustrial, a los que consideró como “funcionales a las acciones del Gobierno, sin darse cuenta que a pesar de ciertos beneficios coyunturales, con claros signos de concentración, a la larga ellos también van a perder, ya que un molino harinero sin trigo es un bloque de cemento, un frigorífico sin novillo un conjunto de cámaras oxidadas, un feed lot sin terneros es un montón de corrales vacíos y una industria láctea sin leche es un monumento de acero inoxidable”, graficó.

Roulet destacó el trabajo que se está realizando con los senadores nacionales en el análisis del proyecto de ley de presupuesto 2009: “dejamos claramente expresado nuestro reclamo para que se modifique la delegación de los superpoderes”, expresó. “No podemos permitir que el Poder Legislativo delegue en el Ejecutivo facultades que le son propias, como la posibilidad de cambio de destino de las partidas presupuestarias”, dijo.

Aclaró que en el artículo 29 de la Constitución Nacional se expresa: “El Congreso no puede conceder al Poder Ejecutivo Nacional ni las Legislaturas Provinciales a los Gobernadores de las Provincias facultades extraordinarias ni la suma del poder público ni otorgarles sumisiones o supremacías por las que la vida, el honor o las fortunas de los argentinos queden a merced de Gobiernos o personas algunas.”

Comentá la nota