Cada vez más quejas y complicaciones por los cortes de luz

Ayer se registraron numerosos inconvenientes en el centro y en los barrios Universitario, Pacífico y Patagonia, además de en las inmediaciones del Hospital Municipal. EDES atribuye los desperfectos al fuerte calor de los últimos días, que motivó un mayor uso de artefactos eléctricos y, por lo tanto, una saturación del sistema.
Otra vez, diversos sectores de Bahía Blanca se vieron afectados ayer por problemas en el suministro de energía, debido a fallas en el sistema que son atribuidas a la masiva utilización de artefactos eléctricos, lo cual deriva en una saturación de las redes. El hecho ya es habitual en épocas de intenso calor, independientemente de que en la víspera se haya registrado un descenso de la temperatura.

Los principales reclamos, en este caso, se dieron en el microcentro. Es que a media mañana explotó una cámara subterránea de electricidad ubicada en la plaza Rivadavia, sobre la esquina de Yrigoyen y San Martín, y por esta razón el servicio se interrumpió en las manzanas aledañas.

Incluso, la compañía prestataria EDES debió instalar algunos generadores para mejorar la situación, aunque el inconveniente recién quedaría solucionado hoy.

Carolina Ortiz, responsable de Comunicaciones Institucionales de EDES, afirmó que "en la medida de nuestras posibilidades, las fallas fueron solucionándose".

Otros puntos de la ciudad que sufrieron cortes de luz prolongados fueron los barrios Universitario, Pacífico y Patagonia, además de las zonas próximas al Hospital Municipal.

Anoche continuaba el malhumor de las personas que sufrieron la falta de energía durante casi 20 horas.

Explosión, susto y a arreglarse

La inusual situación en la plaza Rivadavia interrumpió también el funcionamiento de los semáforos. En algunos edificios cercanos, los vecinos decidieron contratar generadores.

Comentá la nota