Cada vez menos empresas pueden contratar personal

Con respecto a 2008, bajó sensiblemente la cantidad de firmas del NOA que proyectan sumar empleados. La crisis influyó en los planes de negocios y en las posibilidades de incorporar gente a las plantas permanentes.

Los empresarios del NOA que planeaban contratar personal llegaban a un 16 por ciento en el último trimestre de 2008, pero ahora no superan un 7 por ciento.

La merma se asocia con la crisis internacional, aunque el escenario laboral se considera relativamente positivo dentro de la coyuntura.

El dato sobre las expectativas de empleo surge de una encuesta realizada por la compañía de recursos humanos Manpower en 35 países que se difundió esta semana.

Pese a que las perspectivas de contratación en la región bajaron, son mejores que en otras zonas del país: las firmas que proyectan sumar trabajadores son un 7 por ciento en el NOA pero no superan el promedio de un 3 por ciento a nivel nacional.

"Tomamos como un signo positivo el hecho de que todavía haya empresarios que planean emplear gente, teniendo en cuenta que este año no se sabía qué pasaría con el mercado", explicó a El Tribuno

la gerente de la sucursal Salta y Jujuy de Manpower, Andrea Marton.

Además, la intención de incorporar personal se deterioró menos en la región que a nivel nacional, ya que el porcentaje de marcas dispuestas a tomar gente en el resto del país bajó de un 19 a un 3 por ciento entre 2008 y 2009.

"En el NOA los empresarios muestran un cauto optimismo y reportan una expectativa de empleo de un 7 por ciento, lo que representa un descenso de 9 puntos porcentuales con respecto al año pasado", detalla la investigación.

El retroceso en Salta, Catamarca, Jujuy, Santiago del Estero y Tucumán se asocia, en parte, con la minería. "En el área hubo, claramente, una menor actividad, lo que se relaciona con la crisis mundial y un movimiento desfavorable de los precios", sostuvo Marton.

"Una tensión"

Pero la situación más generalizada es la de administradores que van a esperar para ver qué pasa con la economía el resto del año. Un 77 por ciento de los empresarios argentinos manifestó que no agrandará ni achicará planteles por el momento.

"Hay que tener optimismo. Pese a la retracción, es positivo que en la gran mayoría de los casos no se proyecten despidos en un año de crisis que empezó con tan malas perspectivas", analizó Marton.

En el mundo de los negocios, el clima es de expectativa. "Lo óptimo sería que casi todos los empresarios estuvieran dispuestos a tomar trabajadores en este momento, pero dentro de la perspectiva de futuro hay una tensión para algunos sectores", consideró el titular de la Cámara de Pequeñas y Medianas Empresas, Nahuel Hyon.

Hyon señaló que el campo es una de las áreas que atraviesa estos últimos meses del año a la espera de definiciones. "Esta situación en el agro tiene que ver, en parte, con los conflictos con el Gobierno", describió el empresario.

De todos modos, Hyon destacó que se están haciendo inversiones. "Muchos emprendedores están dispuestos a asumir riesgos. En el Parque Industrial de Salta hay un movimiento importante y se están desarrollando proyectos a pesar de la coyuntura", detalló Hyon.

El representante de las pequeñas marcas también se mostró positivo con respecto al futuro. "Creemos que el año que viene va a haber un despegue en lo económico", aseguró, a la vez que reclamó "apoyo para los que sostienen el empleo en el contexto actual con líneas de crédito accesibles".

Sobre ocho sectores industriales del país en los que se analizó la expectativa de empleo, seis reportaron más intenciones de contratar empleados que a mediados de año.

Sin embargo, si se compara la situación actual con la de fines de 2008, hay menos proyectos de sumar mano de obra en las ocho ramas económicas consideradas y, en general, los planes de ampliar negocios son más débiles.

Comentá la nota