Uno de cada cuatro olavarrienses muere por cáncer

En el 2009 el cáncer se ubicó como la principal causa de muerte en la ciudad, llevando al segundo lugar a las enfermedades cardiovasculares. Los tipos más frecuentes son el de pulmón y el de mamas, que son prevenibles. El Municipio firmó un convenio que incorpora a Olavarría en un proyecto de investigación y capacitación de médicos para frenar el consumo de tabaco y encarar medidas preventivas. Hoy se celebra el Día Mundial del Cáncer.
Los datos sirvieron para empezar a tomar medidas que tengan directa relación con la prevención. En Olavarría, la principal causa de muerte es el cáncer, seguido por las enfermedades cardiovasculares. Por eso, el Municipio firmó ayer un convenio con la Universidad Nacional del Centro de la Provincia de Buenos Aires (Unicén) y la Universidad de California de San Francisco para incorporar a Olavarría a un proyecto de investigación con los médicos de Atención Primaria de la Salud para capacitarlos en cesación tabáquica. El convenio se firmó en el marco del Día Mundial del Cáncer que se celebra hoy, con el fin de encarar tareas que sirvan para prevenir la enfermedad.

El convenio fue firmado por el intendente José Eseverri, por el Municipio; el rector de la Unicén, Dr. Roberto Tassara por la Universidad; y el Dr. Raúl Mejía, médico del Hospital de Clínicas de Buenos Aires, investigador del proyecto de la Universidad de California, San Francisco y director del proyecto de capacitación de médicos en cesación de tabaco.

Con los datos de la situación actual del cáncer en la ciudad, el Intendente expresó que "se firmaron tres decretos relacionados con medidas de prevención y políticas respecto de registro de cáncer. Sin duda que el cáncer es la enfermedad que la medicina marca para abordar en los próximos años y esto tiene que ver con condiciones ambientales para las cuales debemos preparar las políticas públicas más las decisiones personales de cambios de hábitos". En este sentido, los decretos se centran en la creación de kioscos saludables en las escuelas de la ciudad, la creación de un registro de cáncer y la obligatoriedad de exhibir en comercios cierta cartelería que el Municipio distribuirá y obligará a poner, que ilustran fuertemente las consecuencias del tabaco.

"Para nosotros es un honor trabajar en este proyecto que tiene como objetivo capacitar a médicos de atención primaria y brindar las herramientas a sus pacientes para dejar de fumar", aseguró el Dr. Raúl Mejía, quien agradeció a su colega Dr. Raúl Pitarque, principal nexo para implementar el programa a nivel local.

A partir de este convenio, se elegirán 30 médicos de Atención Primaria "que al azar van a ser divididos en dos grupos. Uno recibirá entrenamiento en cesación de tabaco y material de ayuda para sus pacientes, y el otro grupo será de grupo control. Dentro un año vamos a llamar a los pacientes de los dos grupos de médicos para ver si hubo diferencias entre la actitud y la cantidad de cigarrillos que fuman en ambos grupos y al final los medimos para que quienes no recibieron intervención la tengan". Esta intervención es financiada íntegramente por el Instituto Nacional de la Salud de los Estados Unidos.

Para el Dr. Roberto Tassara "es una satisfacción poder participar a través de la Escuela de Ciencias de la Salud de esta investigación y es importante en ese sentido porque insistimos con ratificar nuestra vocación permanente de universidad regional". Al mismo tiempo, reconoció la necesidad de que la Universidad Nacional del Centro sea declarada Libre de Humo de Tabaco, algo que sucede en algunas unidades académicas.

La enfermedad

Los datos del 2009 son reveladores. En Olavarría fallecen anualmente unas 1.000 personas. De ellas, los fallecimientos por tumores alcanzan los 225 casos. Esto significa que el cáncer es la primera causa de muerte en la ciudad. Le siguen las enfermedades cardiovasculares y continúa habiendo un alto porcentaje de fallecimientos mal definidos, porque en sus partes de defunción figura "paro cardiorrespiratorio".

"Lo importante es saber que casi uno de cada cuatro fallecidos muere de cáncer en nuestra ciudad", resumió el Dr. Raúl Pitarque, al frente de la Red de Prevención del Cáncer que se formó el año pasado, con intervención de múltiples instituciones y agentes locales.

"Fueron 225 y de ellos son la mitad mujeres y la mitad hombres, lo cual llama la atención porque en general la enfermedad es más frecuente entre los varones", agregó. Los principales tipos de cánceres son el de pulmón y el de mama. Ambos absolutamente prevenibles. Le siguen aparato digestivo, cuello uterino, próstata y sistema urinario como los de mayor frecuencia.

Dentro de los tumores digestivos, el cáncer de colon es importante. "La actividad física, la alimentación variada rica en frutas y verduras y el peso adecuado son factores a tener en cuenta para evitar este tipo de enfermedad. Con esto se tiene que trabajar y este paso del decreto de los kioscos saludables es una medida de salud pública invalorable", rescató el Dr. Pitarque. "Los chicos no sólo aprenden con conocimiento sino con actitudes, porque no sólo se les enseña en el aula qué deben comer, sino que deben salir y tienen que comer en el recreo. Si no, no tiene sentido".

En cuanto al sexo de quienes se enferman, Pitarque agregó que "si miramos unos años atrás, era más preponderante en los varones. Si esperamos diez años va a ser mucho más frecuente entre mujeres, porque se sabe que están fumando mucho más las mujeres que los varones" y el tabaco sin dudas sigue siendo uno de los principales causantes de la enfermedad. "En Estados Unidos el cáncer de pulmón ha sobrepasado al de mamas".

Otro dato preocupante es la edad de los pacientes: "Casi el 40% se da en menores de 70 años. Y hay mucha muerte entre los 20 y los 50 años, incluso en menores de edad. Es frecuente en todas las edades. El cáncer tiene un impacto importante en la población en todos los grupos etarios".

Las tasas que muestra Olavarría son levemente más altas que en el resto del país y muy similares a las que tiene la ciudad de Buenos Aires. "Esto significa que somos comparables a ciudades desarrolladas como la ciudad de Buenos Aires". Si el resumen es cáncer de pulmón, personas jóvenes y preponderancia similar en hombres y mujeres, será momento de pensar más seriamente en el consumo del tabaco como principal factor de riesgo y en mayores cuidados para prevenir la enfermedad.

Comentá la nota