Cada cual atiende su juego en ACyS para posicionarse frente al 2011

Cada cual atiende su juego en ACyS para posicionarse frente al 2011
Tras acordar con Cleto, Morales envió señales Carrió, que cerró filas. Stolbizer anunciaría su ruptura con la CC.
El acuerdo en la UCR para llevar una lista unificada en las próximas elecciones internas fue recibido con satisfacción por la mayoría de los sectores internos y logró reavivar las expectativas del espacio opositor para 2011, pero al mismo tiempo complicó el vínculo con Elisa Carrió.

En menos de 24 horas, el vicepresidente Julio Cobos se reunió con los principales referentes de la cúpula radical para sellar el acuerdo partidario, y en un acto socialista aprovechó para mostrarse con Margarita Stolbizer y Enrique Olivera, dos aliados clave para Carrió en los últimos comicios.

Con su accionar demostró su firme convicción de aglutinar a la mayor cantidad de referentes de peso para su proyecto 2011 y anticiparse a los planes que podría tener Carrió en el mismo sentido, sabiendo que es muy difícil que puedan compartir un proyecto dentro de dos años.

El presidente de la UCR Gerardo Morales confirmó hoy que "hemos coincidido en buscar una conducción unificada del partido, que se aboque a definir un proyecto de país en el marco del Acuerdo Cívico y Social, como punto de partida" y aclaró que por ahora no hay "ninguna definición de nombres, tampoco para los bloques legislativos".

Morales fue uno de los más fuertes defensores del entendimiento con Carrió y por eso hoy remarcó que "en el Congreso el ACyS está intacto, tal como fue el compromiso que asumimos en las últimas elecciones con la sociedad que creyó en el proyecto y lo acompañó con su voto".

Si bien celebró este nuevo entendimiento con Cobos, insistió en la importancia de que el Comité Nacional esté liderada por un militante que haya resistido la peor y mas dura etapa de crisis", en alusión al grupo de los ex radicales K que abandonaron la fuerza en 2007.

Desde el sector orgánico expresan cautela con respecto a la relación con Carrió al marcar que el acuerdo con el cobismo solo tiene relevancia a nivel interno e incluso señalaron que Carrió siempre pidió que "de Cobos se ocuparan los radicales".

Por su parte, el jefe del bloque de diputados radicales Oscar Aguad sostuvo a DyN que se trató de una "muy buena decisión estratégica" de los radicales para que "el partido marche unificado" hacia 2011.

"El radicalismo debe privilegiar la cohesión, no se puede enfrentar la brutal fuerza del kirchnerismo de otra manera", insistió el cordobés, cuyo nombre ya aparece en las negociaciones por su posible continuidad al frente de la bancada de la UCR.

Al ser consultado sobre quién debería ser el nuevo conductor del radicalismo, Aguad no tuvo dudas y mencionó a su colega en el Senado Ernesto Sanz, porque es "un momento en el que los dirigentes tienen que pensar más en la Nación que en sí mismos, y él es un patriota".

En el caso de que Sanz no sea el elegido porque podría optar por continuar como titular del bloque del Senado, el otro nombre que se baraja es el del chaqueño Angel Rozas, un correligionario del sector más ortodoxo que logró superar las diferencias que lo separaron con Carrió por muchos años.

En el cobismo se apresuraron por mencionar en las últimas semanas al ex senador Raúl Baglini como el candidato del espacio para la conducción de la fuerza, pero fuentes cercanas al vicepresidente ya admiten que estaría dispuesto a ceder a las presiones y aceptaría ubicarlo en un lugar de menor peso.

Es en ese contexto que recalcan que la intención de Cobos es "bajar los decibeles" a la disputa mediática que había comenzado entre distintas facciones de la UCR, para evitar quedar ligado a las eternas internas del centenario partido.

También expresó su beneplácito el bonaerense Leopoldo Moreau, que había cuestionado la decisión de Morales de crear una línea interna para hacer frente a las elecciones, y señaló que "es hora de dar a la conducción un carácter amplio y participativo".

"Toda gestión de unidad es bienvenida por nosotros", afirmó a esta agencia Moreau, quien ya había expresado a Cobos su respaldo para un eventual proyecto presidencial, ya que con Carrió mantiene una mala relación.

Comentá la nota