En su cabeza hay un gol.

INDEPENDIENTE: Si Montenegro convierte ante Godoy Cruz alcanzará los 100 gritos jugando para clubes argentinos. Y, de yapa, seguirá dando pelea para ser el top del Clausura.
Gol, gol, gol, en su cabeza hay un gol... Al menos uno, eh. Más allá de la necesidad de ganar y de las cuestiones futbolísticas de la fecha, Daniel Montenegro mirará en Mendoza la red de Godoy Cruz con otros ojos. O mejor dicho, con ojos de ganas de inflarla... Es que si el Rolfi sigue haciéndole caso a Gallego, asume que puede ser el goleador de Independiente y del Clausura, y convierte ante el Tomba, alcanzará la centena de gritos en equipos argentinos.

"No sabía... Y, bueno, esperemos que se me dé el domingo", admitió con cierto asombro el Rolfi ante el dato que le acercó Olé. Justo él, que nunca se consideró un referente de área, que siempre dijo que se siente igual de bien si le toca hacer un gol o meter una asistencia, no tenía ni la más mínima idea de que en el 4-1 a Tigre había llegado a los 99 tantos vistiendo las camisetas de Huracán, River y el Rojo, en los 13 años que lleva de carrera, en 341 partidos jugados (incluye también los torneos internacionales).

Y de yapa, si alcanza o supera los 100, puede continuar prendido en la cima de la tabla de goleadores del Clausura, y por qué no, quedarse solito con el puesto número uno. Sí, el festejo centenario puede tener premio doble para el capitán en su lucha tet a tet con José Sand (Lanús) y Hernán Rodrigo López (Vélez), los otros con ocho gritos en el certamen.

Mientras tanto, Gallego le sigue metiendo fichas al 10. "Rolfi se tiene que convencer. Para mí, tiene que ser el goleador siempre", dijo el DT el sábado. Y más allá de la gracia que le causó al capitán de Independiente esta ocurrencia del Tolo, Montenegro decidió recoger el guante: "En cierto modo, lo tomo con risa pero también sé que es una persona muy inteligente, que sabe mucho de fútbol y tiene sus razones para pensar eso. Para mí, es una responsabilidad importante. No es algo que está en mi cabeza, pero sí que si un técnico te lo dice por algo es", explicó.

Pero esto no es lo único. Si a los 99 goles se le descuentan los siete que convirtió por las copas, el Rolfi suma 92 gritos locales. ¿Alcanzará la centena en el Clausura? "Me faltan ocho, estoy un poquito más lejos. Esperemos que llegue. Tengo tres años más de contrato, ja... ¿En este torneo? Mmm, serían como 16 goles... El 5 de julio vemos", cerró.

Comentá la nota