Bustistas piden bajar retenciones al arándano

Los diputados nacionales Cristina Cremer de Busti y Gustavo Zavallo presentaron un proyecto de resolución solicitándole al Poder Ejecutivo atienda la crisis del sector productivo del arándano.
El proyecto, presentado en la Cámara de Diputados de la Nación, solicita la creación de la "Mesa Sectorial Permanente", con la participación de los Ministerios de Economía y Producción, Ministerio de Trabajo de la Nación, Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos (SAGPyA), Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA), gobiernos provinciales involucrados en la producción arandanera, representantes de productores, industriales y exportadores.

Retenciones

Además solicita estudiar una reducción en las retenciones a las exportaciones al sector, que hoy son del 10%, atento a la baja de los precios internacionales y la suba de los costos de producción.

En cuanto a la reducción de las retenciones al arándano, los legisladores lo creen viable ya que "esta disminución sería de mínima incidencia en los ingresos nacionales, y sumado a esto, por ser un fruto que no se consume en el mercado interno, creemos no impactaría en la canasta de alimentos" sostiene el proyecto.

Cabe recordar que existen en el país aproximadamente 4.000 has plantadas, de las cuales el 40% se encuentran en la provincia de Entre Ríos y principalmente en el Departamento Concordia (90%).

En este sentido es necesario manifestar que la evolución de este cultivo ha sido sorprendente; en el año 2001 se contabilizaban tan solo 50 has, en el 2004 ya eran 580 has y en la actualidad se estima que existen 1800 has.

Es el sector que más crecimiento de exportación ha tenido en la provincia de Entre Ríos, pasando de 875.000 dólares en el año 2003 a 32 millones de dólares en el 2006. Lo producido se exporta a EEUU, Gran Bretaña, Canadá y la Unión Europea. Esto genera un fuerte impacto en lo social, ya que es una actividad que demanda mucha mano de obra, más de 2.000 puestos directos de trabajo en la región y más de 8.000 en forma transitoria especialmente en la etapa de cosecha.

Comentá la nota