Busti va por la presidencia nacional del PJ que tiene Kirchner.

Busti dijo que "Las alternativas no se pueden agotar en Cristina o Néstor". La idea es que Lole se postule a la presidencia y Jorge Busti a titular del PJ. Admitió diferencias con Urribarri.
El ex gobernador de Entre Ríos es uno de los referentes peronistas que están trabajando en la construcción de una alternativa para después del 28 de junio, y de cara a 2011.

—¿Qué implica el acuerdo que selló con el gobernador (Sergio) Urribarri?

—Implica un acuerdo de garantizar la gobernabilidad.

—¿Pero se traduce en una unificación de posturas?

—No. Nosotros mantenemos nuestras diferencias, por ejemplo sobre el conflicto con el campo. Pero creemos que lo más conveniente es conservar el acuerdo.

—¿Mantuvo contactos con otros jefes del PJ para garantizar la gobernabilidad después de las elecciones?

—Con el único que tengo contacto es con Schiaretti, que es mi amigo, por una cuestión también de agilidad porque hay temas que involucran a toda la región. Y con Reutemann también. Pero indudablemente, todos vamos a poner nuestros esfuerzos para garantizar la gobernabilidad del país.

—¿Cree que por la crisis hace falta una figura como Eduardo Duhalde?

—A Duhalde lo respeto, le hicimos un reconocimiento en su momento. Es indudable que se trata de un gran piloto de tormentas, pero no creo que sea necesario que aparezca una figura como Duhalde. Lo que se necesita es mucho sentido común. Y se necesita no tirar de la cuerda para no romperla.

—¿A qué se refiere?

—Hay que cuidar bien las palabras. La oposición descalifica, desacredita. Tengo diferencias con el Gobierno nacional, pero la oposición no hace una sola propuesta superadora.

—Duhalde dice que quiere hacerse cargo del PJ el año que viene...

—Ojo, que por ahí yo también quiero ser presidente del PJ. Tengo más de 40 años de militancia. Si Duhalde quiere, tendrá que haber elecciones internas.

—¿Cree que si no gana Kirchner, en la elección de junio, se viene el caos de 2001 como plantea el oficialismo?

—Es una estrategia electoral que ha elegido el oficialismo, pero no creo que la situación sea como la de 2001. Cuando asumí en 2001 como senador, a los diez días reventó el país, fui protagonista de esa crisis. No creo que se llegue a eso.

—¿Considera que el Gobierno va a perder la mayoría parlamentaria?

—Nada va a pasar si el oficialismo pierde la mayoría parlamentaria. Yo goberné mi provincia con minoría. Desde 1995 a 1999 tenía absoluta minoría. Y también nos ha tocado perder, por ejemplo, cuando se puso de moda la Alianza. Y no pasó nada.

—¿Qué críticas le hace al Gobierno?

—Después de las elecciones hay que rediscutir el federalismo argentino. Si las provincias que tenemos soja somos solidarias en la coparticipación con el resto de las provincias, debería, a la inversa, pasar lo mismo con las provincias que controlan el petróleo y los hidrocarburos. Tiene que haber una rediscusión de los recursos.

—¿Cristina o Kirchner deben ser candidatos en 2011?

—Soy de los peronistas que creen que el movimiento tiene que pensar en alternativas, no puede ser que las posibilidades se agoten en Cristina o Néstor. Si a Reutemann le va bien en las elecciones, para muchos se va a transformar en una alternativa.

—¿Hay que armar el post kirchnerismo?

—Esa alternativa tiene que estar dentro del peronismo. Tampoco estoy de acuerdo con los que se fueron, porque van a terminar siendo furgón de cola de otras fuerzas políticas, como por ejemplo Felipe Solá.

—Pero Reutemann también se apartó del oficialismo.

—Pero nunca se fue del peronismo.

—¿Usted quiere volver por la gobernación en 2011?

—De aquí a 2011 falta un siglo. A lo mejor en un proyecto nacional encabezado por Reutemann me gustaría.

Comentá la nota