Busti defendió su rol en el conflicto con el campo

Dijo que "no se arrepiente" de haber compartido una tribuna junto a los referentes del campo, en medio del conflicto con el gobierno nacional y aseguró que el peronismo "es el único movimiento que puede hacerle frente a una crisis de estas características".
El presidente de la Cámara de Diputados, Jorge Busti, dijo que "no se arrepiente" de haber compartido una tribuna junto a los referentes del campo, en medio del conflicto con el gobierno nacional y aseguró que el peronismo "es el único movimiento que puede hacerle frente a una crisis de estas características".

Aseguró que "fue un año difícil" para la Presidenta Cristina Kirchner y que las medidas adoptadas por la mandataria fueron "parciales, pero positivas". A su vez, cuestionó a la líder opositora, Elisa Carrió, calificándola como "denuncióloga".

El ex gobernador habló sobre diferentes temas de actualidad y, en principio, señaló que “este fue un año difícil, conflictivo para la Presidenta de la Nación, quien tuvo que afrontar un largo conflicto que no fue bien encarado, desde su inicio por el gobierno nacional”. Al mismo tiempo, en torno a las medidas anunciadas por mandataria, consideró que son “parciales pero positivas”. No obstante, valoró que algunas resoluciones "favorecieron a la provincia, como la disminución de las retenciones para el citrus, el arándano, el maíz y el trigo. Hay que seguir trabajando sobre medidas que alcancen también a la ganadería, la lechería (fundamentalmente que beneficien al productor tambero) y la agricultura en general; trabajar fuertemente en el abaratamiento de los costos insumos y de fertilizante para bajar costos y aumentar la producción”, agregó luego.

En sus primeras declaraciones navideñas -enviadas en la mañana de ayer a través de su oficina de Prensa-, Busti dijo que en el encuentro que mantuvo hace unos días atrás con el ex presidente Néstor Kirchner le acercó detalles de la problemática del campo que ahora se ven agravadas, además de la crisis internacional, por la “tremenda sequía que se está viviendo, un fenómeno que no se daba desde hace 50 años”. En ese sentido, se mostró “muy preocupado por ese fenómeno, que afecta a casi todo el territorio provincial y sus efectos que tendrá sobre los cultivos y las demás actividades agropecuarias dentro del territorio entrerriano” y que por ese motivo recibió, junto con su asesor Daniel Welschen y al director regional del INTA, Ricardo Amavet, oportunidad en la que analizaron un informe del organismo nacional.

Por otra parte, señaló que “la situación con el sector agropecuario, se debe también a que la dirigencia agropecuaria ha tomado posiciones políticas; que no me asustan, pero son claramente de oposición al gobierno nacional y dificulta las negociaciones. Hay una política de confrontación”, añadió. El ex gobernador dijo que no se arrepiente de haber compartido tribuna con el campo, “porque lo hice de buena fe, acompañando a la primera actividad productiva de Entre Ríos. No me arrepiento de nada, yo se lo dije de frente al ex presidente de nuestro partido a él y al ministro del Interior, no hubo posiciones arteras, siempre fui de frente y hablando claro, para defender la subsistencia del chacarero entrerriano, contra la concentración económica de los latifundios y los pooles de siembra”, indicó.

Otra visión

El retorno de la protesta del sector agropecuario “en un 70 por ciento es un planteo político y el otro 30 por ciento es por necesidad”, aseguró el director de Industria y Pyme del gobierno Aldo Bachetti, quien consideró que “hay errores que cometió la dirigencia rural de los que no se hacen cargo” y aclaró que “tienen que sacarse los velos y bregar por un cambio de modelo, pero ello se dirime en las urnas y en democracia”. También instó “al diálogo” y a “deponer actitudes”. Si bien reconoció que “hoy hay coordenadas que hacen que todo vaya en contra”, también criticó que “hoy uno de los reclamos es la sequía, cuando es imposible que por decreto se pueda hacer llover”. El funcionario afirmó que “hay errores que cometió la dirigencia rural de los que no se hacen cargo”, y ejemplificó: “Hoy se cayeron los valores y el campo reclama porque no quiso vender cuando la soja estaba a 600 dólares y la retención era de un 35 por ciento. No se aprobó la resolución 125, no vendieron y hoy la soja está a 300 dólares. Con la movilidad que le hubiera dado la 125 hoy estarían pagando un 29 por ciento de retenciones en vez del 35 por ciento”.

Comentá la nota