Buscan regular la actividad de los "feed lots" en General Pueyrredon

La iniciativa es impulsada por el concejal Santiago Bonifatti, y su objetivo es cubrir un bache legal. Afirman que ya hay varios establecimientos funcionando en el partido y otros cinco que solicitaron habilitación.

Regular la actividad de engorde a corral de animales vacunos, también denominada "feed lot", es el objetivo de un proyecto de ordenanza que el próximo martes comenzarán a analizar los integrantes de la Comisión de Obras del Concejo Deliberante.

La iniciativa corresponde al concejal de Acción Marplatense -AM-, Santiago Bonifatti, quien especificó a LA CAPITAL que la idea es subsanar "un bache legal" que existe hasta el momento y que en los últimos tiempos generó inconvenientes entre los productores locales.

Según Bonifatti, en General Pueyrredon ya hay varios feed lots funcionando y otros cinco con solicitud de habilitación: dos en Producción y tres en el área de Ordenamiento Territorial. "El problema es que la figura no existe para el Municipio, por eso decidimos crearla", relató.

El concejal aclaró que el proyecto es de su autoría pero que fue elaborado en forma conjunta con integrantes de la Secretaría de Desarrollo Productivo del Municipio y de las áreas de Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente, además de productores locales y representantes de las entidades que los nuclean.

Al fundamentar su proyecto Bonifatti afirmó que en los últimos años los establecimientos de engorde a corral proliferaron en la región, como consecuencia de "la modificación de las fronteras agrícolas y cambios y tendencias en las técnicas de la producción agropecuaria".

El concejal también reconoció que un factor clave en estos desarrollos lo constituye la política de subsidios implementada por el Gobierno nacional a través de la Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario (Oncaa).

Sin embargo, Bonifatti consideró que "así como la actividad es fomentada desde el Estado, también resulta imprescindible regularla a los efectos de preservar los recursos naturales, como así también las relaciones de vecindad con las personas que viven cerca de dichos emprendimientos".

En este contexto, el proyecto tiende a reglamentar distintos aspectos relacionados con la actividad, limitando el tamaño de los establecimientos que podrán operar en General Pueyrredon y fijando pautas que "aseguren un desarrollo armónico y coherente con la preservación del medio ambiente y la sustentabilidad de estas producciones".

Según el proyecto, para poder ser habilitados en General Pueyrredon los feed lots deberán contar con un informe de impacto ambiental -ley provincial 11.273- y deberán estar supervisados por un médico veterinario que "controlará en forma permanente dichos establecimientos".

El proyecto también tiene en cuenta que para requerir las compensaciones o subsidios otorgados por la Oncaa, es necesaria la certificación de Senasa, organismo responsable de garantizar y certificar la sanidad y calidad de la producción agropecuaria, pesquera y forestal.

Para llevar adelante esta política el proyecto crea el Registro Municipal de Feed Lot en la órbita de de la Secretaría de Desarrollo Productivo, Asuntos Agrarios y Marítimos y Relaciones Económicas Internacionales.

El texto también fija en 400 animales por hectárea la carga animal máxima permitida en el Partido de General Pueyrredon al tiempo que prohíbe la instalación de "feed lots" con una carga anual superior a los 2.400 animales.

Más adelante precisa que para poder radicarse y funcionar las unidades productivas "deberán presentar un estudio de Evaluación de Impacto Ambiental (E.I.A)" al tiempo que deberá contar con un médico veterinario responsable del plan sanitario, del tipo de medicamentos a aplicar y del tipo de alimentos a suministrar, los cuales deberán contar con la aprobación de Senasa en todos los casos.

Comentá la nota