Buscan antecedentes sobre la pertenencia de Las Trancas

Es un trabajo de hormiga, pero desde hace días la gente de Catastro de la provincia está revisando títulos de propiedad de los últimos 50 años para demostrar que el pueblo de Las Trancas pertenece al departamento 25 de Mayo en San Juan y no que es parte de la provincia de San Luis.
Esta polémica sobre el límite con San Luis comenzó hace décadas cuando los puntanos corrieron su límite unos 15 kilómetros hacia el oeste.

Desde entonces hubo varios intendentes y organizaciones civiles que salieron a defender la pertenencia de esos terrenos a la provincia de San Juan.

Después de varios pedidos ha­ce unos días hubo una reunión entre técnicos de Catastro de San Juan y sus pares de San Luis. En la reunión ambas partes acordaron realizar una investigación histórica para determinar los antecedentes que tiene cada provincia para decir que Las Trancas le pertenece.

Ramón Roque Soria, titular de Catastro en San Juan, explicó que la investigación consiste en revisar los títulos de propiedad de la zona y fijarse si el domicilio figura en San Juan o San Luis.

Hasta el momento Catastro encontró documentación de los últimos 40 años en la que los terrenos figuran con sanjuaninos. Igualmente Soria aclaró que aún faltan meses de investigación ya que lo ideal sería encontrar antecedentes que se remonten por lo menos a los últimos 80 años.

Una vez que se cuente con la documentación habrá una nue­va reunión con Catastro de San Luis para debatir el límite. Si se llega a un acuerdo, las partes presentarán la traza definitiva a un legislador nacional que será el encargado de presentar un proyecto de ley ante el Congreso en el que se especifique el nuevo límite.

Paralelamente al trabajo de investigación, el intendente veinticinqueño, Carlos Quiro­­­ga Moyano, comenzó una re­corrida de la zona para determinar diferentes hitos geográficos ayudado de un sistema de GPS. Moyano explicó que la zona en conflicto es de 150.000 ha y abarca todas las sierras de Guayaguas y Can­tantal, ricas en vegetación y con cotos para la caza de cerdos.

Comentá la nota