Buscan una alternativa para la mejora de calle Bogado

Aunque el mantenimiento de la arteria que sirve de primer tramo a la Ruta 188 depende de la empresa Vial 3, la Municipalidad de San Nicolás consideró urgente la necesidad de mejorar esa vía principal de acceso a la zona portuaria y el sector industrial. Para la semana próxima se esperan las visitas de autoridades de Vialidad Nacional y el OCCOVI.
Por donde se la mire, se trata de una situación insostenible. El pésimo estado de calle Bogado -el primer tramo de la Ruta Nacional 188, desde su km 0 en el Puerto hasta la avenida Savio- es un problema para todos: los camiones que lo utilizan como acceso a la zona portuaria e industrial, el transporte público de pasajeros, los vecinos que deben tolerar cotidianamente las enojosas maniobras que los camiones deben hacer para esquivar los cráteres en la carpeta asfáltica. Y para la ciudad, en general.

Y es una situación que se viene dando desde hace años, sin que haya un atisbo de solución por parte de quien debe darla: Vial 3, la empresa que tiene la concesión para el mantenimiento de la Ruta 188. En estos años, los reclamos ante el Órgano de Control de las Concesiones Viales (OCCOVI ) fueron multiplicándose, hasta ahora sin suerte.

En rigor de verdad, a través de una gestión municipal iniciada en 2006 que tuvo al frente a Miguel Villaescusa (por entonces, secretario de Obras Públicas), sí se logró que las obras necesarias para la mejora del camino fueran incluidas en el pliego para la inminente nueva licitación del Corredor Vial 3.

Sin embargo, y a través de sucesivas prórrogas, esa licitación que debía abrirse en abril pasado fue pospuesta hasta abril de 2010.

"Las obras de mejoramiento constaban del ensanche de calle Bogado, con cantero central, doble mano, iluminación y forestación desde Subiza hasta la rotonda. Estas obras iban a estar previstas recién para el cuarto año de gestión de la nueva concesión. Junto a Carignani, emprendimos gestiones y logramos que las obras fueran incluidas dentro del primer año de la nueva concesión. Pero con estas nuevas prórrogas, ya pasa a ser un plazo demasiado lejano para las urgencias que estamos teniendo", comentó ayer Emilio Racosevich, secretario de Obras y Servicios Públicos de la Municipalidad de San Nicolás.

El funcionario explicó también, que ahora el municipio recurre directamente a Vialidad Nacional en busca de las soluciones, puesto que el OCCOVI fue puesto recientemente bajo su órbita. En este sentido, adelantó que la semana próxima estarán visitando la ciudad y recorriendo la 188 Carlos Vidallé, jefe del Distrito 1 de Vialidad Nacional, y Edgar Fassetta, inspector del OCCOVI.

"Van a estar analizando con nosotros todo lo que tiene que ver con la 188. En cuanto a las obras que estamos necesitando, desde Vialidad Nacional nos dicen que probablemente ellos lo puedan llegar a hacer con fondos propios en un plazo de seis meses", comentó Racosevich, quien recordó que "es una ruta nacional que está concesionada, y es muy poco lo que nosotros podemos hacer en cuanto a obras".

Seguridad

Las declaraciones de Racosevich fueron formuladas en una conferencia de prensa en la que también se refirió al reclamo de vecinos por mayor seguridad vial en el tramo de la 188 que se extiende entre la rotonda y la autopista, donde días atrás se registró un nuevo accidente que volvió a costar una vida humana; esta vez, la de un chico de 12 años.

Los vecinos (provenientes de los barrios Santa Rosa, Avamba’é, 9 de Julio, Trípoli, Virgen del Luján y 7 de Septiembre) habían estado reunidos este jueves con el intendente Carignani, el director de Tránsito Waldimiro García y el propio Racosevich.

Según el funcionario, para ese tramo de la 188 también hay obras previstas en el pliego licitatorio: el ensanche con banquinas desde la rotonda hasta el km 25, llegando casi a Conesa. También ésta podría ser una obra encarada directamente por Vialidad Nacional.

Más allá de estos trabajos previstos, Racosevich explicó que con la visita de Vidallé también estarán recorriendo ese tramo de la ruta evaluando la posibilidad de colocar sobre el asfalto tachas reductoras de velocidad, dado que por ser ruta nacional no se pueden colocar lomos de burro.

"También vamos a ver la posibilidad de poner algunos semáforos en los accesos a los barrios principales, pero para ello tenemos que contar con la autorización de ellos", advirtió el Secretario de Obras, quien señaló que "al haber vidas en juego, la solución debe ser urgente".

En tanto, anunciaron que a partir del lunes serán instalados sobre ese tramo de la 188, y en los horarios de ingreso y egreso de las escuelas, dos puestos de vigilancia: uno municipal, el otro de Gendarmería Nacional.

Comentá la nota