En busca de la tercera posición

La reunión de enero en la casa de Ivoskus en Pinamar trajo cola. Luego de la reforma electoral los referentes del vecinalismo elaboran una nueva estrategia política. Quieren conseguir peso en terreno bonaerense para salir airosos de la disputa del PJ y el radicalismo.
Como ya es sabido, el intendente Ricardo Ivoskus organizó una reunión en su casa de Pinamar durante el mes de enero a la que asistieron intendentes y referentes que participaron en las elecciones en el Frente Justicialista para la Victoria, pero que no son parte del PJ en su gran mayoría.

Estuvieron el intendente de La Plata, Pablo Bruera (quien nunca renegó de su peronismo), el radical K de Vicente López Enrique García, el de Olavarría, José Eseverri, y de Coronel Suárez, Ricardo Móccero. "Desde nuestro punto de vista las modificaciones ejecutadas dentro del sistema electoral obliga a replantear la estrategia de todos los que acompañamos al gobierno nacional pero no somos peronistas ni participamos del PJ", dijo el anfitrión Ivoskus en relación a la nueva Ley Electoral.

En realidad, la intención política es unificar en el ámbito bonaerense a todo lo que no sea PJ ni radicalismo. Se busca conseguir peso político para mostrarse como alternativa con provincial capaz de llevar sus decisiones electorales al límite y empezar también a discutirle poder real a los partidos tradicionales. En otras palabras, "…estamos con Kirchner por ahora…, pero no sabemos hasta cuándo…".

Saben que con la reforma política deberán dirimir internas, y quieren alejarse lo máximo posible de las estructuras del PJ y la UCR. Los intendentes saben que en los distritos lo que pesa es la tradición, el apellido y la gestión. En este sentido se aferran fuertemente a lo que han sabido conseguir. Se dijo que Daniel Ivoskus gestionó la previa en una reunión en el balneario CR con el Intendente de Tigre. Sergio Massa quiso atribuirse al "padre de la criatura" a través de operaciones mediáticas, pero algunos de los presentes salieron a despegarse de él por miedo a las represalias de Néstor Kirchner. No así Pablo Bruera, quien ya no oculta su alianza con el ex Jefe de Gabinete para poder vencer a Scioli en internas.

Apenas diez días después, los vecinalistas fueron invitados a la quinta de Olivos. Kirchner los recibió acompañados por el ministro del Interior, Florencio Randazzo, y por el secretario de Obras Públicas, José López. Algunos analistas dejaron entrever que los había retado, hecho desmentido por el intendente de San Martín, quien declaró que el ex presidente estaba al tanto de todo.

Con el diario del lunes, fuentes del ivoskismo dejaron entrever que "la presa había picado, queríamos hacernos notar y lo logramos, nos llamó al toque". A tal punto que se especula con poder construir alianzas territoriales en el marco vecinalista que permitan colocar a Ricardo o Daniel Ivoskus en la Legislatura provincial a partir de diciembre de 2011. El primero ya fue senador bonaerense entre los años 1989 y 1993 por el radicalismo.

Comentá la nota