Una buena y otra mala para los tenistas argentinos en Roland Garros

Del Potro se impuso por 6-4, 7-5 y 6-4 ante el ruso Igor Andreev y pasó a octavos, donde enfrentará a Tsonga. Máximo González cayó ante el español Tommy Robredo por 6-4, 5-7, 1-6 y 0-6
El argentino Juan Martín del Potro concretó su mejor actuación en el Abierto de tenis de Francia al avanzar por primera vez a octavos de final.

Del Potro, quinto del ranking mundial, se impuso 6-4, 7-5 y 6-4 al ruso Igor Andreev, 27 del mundo, y se enfrentará al francés Jo-Wilfried Tsonga, vencedor hoy del belga Christophe Rochus por 6-2, 4-6, 6-3 y 6-1.

Número uno del tenis argentino, Del Potro jugó ayer un sólido partido en una repleta cancha dos, la cuarta en importancia del complejo de Roland Garros.

Del Potro sólo tuvo dudas importantes en el final del partido de hoy, de dos horas y 22 minutos de duración y jugado a pleno sol.

El argentino necesitó seis match points para llevarse el último juego. Tres veces Andreev lo desairó con passing-shots paralelos, y por dos ocasiones consecutivas Del Potro cometió doble faltas cuando estaba en ventaja.

Finalmente, con un poderoso revés paralelo, el argentino se instaló en octavos.

Especialista en superficies veloces, Del Potro va logrando una adaptación cada vez mayor a la arcilla, y ayer sumó su quinto triunfo en igual cantidad de enfrentamientos con Andreev.

Un año atrás el argentino llegó a Roland Garros como número 68 del mundo y cayó en segunda ronda. Ayer, consolidado entre los cinco primeros a sus 20 años, aspira a seguir avanzando en el que es uno de los cuatro torneos más importantes del mundo, y el máximo sobre arcilla.

La presencia de Del Potro en octavos compensa lo sucedido en 2008, cuando por primera vez desde 1999 el cuadro masculino de Roland Garros no contó con argentinos en la ronda de los últimos 16.

Máximo González, en cambio, que perdió con el español Tommy Robredo, quien es el número 17 del mundo y supo ser top ten, por 6-4, 5-7, 1-6 y 0-6.

Comentá la nota