"Si Bruera habla de diálogo y consenso me voy de la sesión"

En sintonía con otros referentes de la oposición, la edil del ARI-Coalición Cívica, Susana Sánchez, reclamó a la administración comunal que cumpla con las proclamas de diálogo político realizadas durante el 2008. Acusó "falta de respeto" con los bloques opositores.
A pocas horas de que el intendente platense Pablo Bruera brinde su segundo discurso inaugural de sesiones ordinarias en el Concejo Deliberante -este míércoles al mediodía- las expectativas del ámbito político local giran en torno al perfil que el jefe comunal le impregnará a su palabras frente a la asamblea legislativa.

Mientras por el momento en el oficialismo reina el hermetismo en cuanto al contenido del discurso –según trascendió de fuentes brueristas el Presupuesto Participativo, el Plan de Reciclado de residuos y los avances en sl SUT tendrán prioridad en materia de gestión-, un sector de la oposición hizo referencia a los cortocircuitos que durante el año legislativo que pasó hubo entre el Ejecutivo y el cuerpo deliberativo.

"Yo, si el intendente Bruera en su discurso habla de diálogo y consenso me levanto y me voy de la sesión", anticipó, en marcado tono irónico la concejal del bloque Ari-Coalición Cívica, Susana Sánchez, a quien el oficialismo en la pasada sesión extraordinaria le archivó un proyecto para crear una oficina de nocturnidad que controle el comportamiento de los "patovicas" en la noche platense.

"La falta de respeto que hubo durante el año pasado con los bloques opositores fue brutal en todo sentido", disparó la edil

El tono de las críticas –que fueron compartidas por otros ediles en diálogo con este medio- se acentuó porque en su primera apertura de sesiones, el intendente local sorprendió a propios y extraños con un discurso de corte aperturista que convocaba "al diálogo entre los espacios políticos" y "el fortalecimiento del Concejo Deliberante".

Pero en el transcurso del año legislativo que pasó el apuro del Ejecutivo por aprobar controvertidos proyectos considerados de "urgencia" echó por tierra, según los cuestionamientos de la oposición, con estas premisas.

El miércoles al mediodía, Bruera volverá a hablar frente a los 24 concejales para dar el puntapié inicial de un año legislativo que estará partido en dos por los comicios que el kirchnerimo logró adelantar para el 28 de junio. Y todos los oídos estarán puestos nuevamente en sus palabras. (www.agencianova.com)

Comentá la nota