BROWN | CONCEJO DELIBERANTE Nueva tarifaria y Presupuesto con superpoderes para Giustozzi

En el marco de una Asamblea de Concejales y Mayores Contribuyentes se aprobaron ayer las nuevas ordenanzas fiscal y tributaria que regirán a partir del año próximo y que, entre otros incrementos, establecen un aumento cercano al 30 por ciento en las tasa de Servicios Generales. Tras el encuentro, se llevó a cabo una sesión ordinaria en la que se refrendó el Presupuesto de 223 millones propuesto por el Departamento Ejecutivo y se le renovó al Intendente la facultad para reasignar partidas.

En el marco de una Asamblea de Mayores Contribuyentes, celebrada ayer por la tarde en el Concejo Deliberante de Almirante Brown, se aprobaron las ordenanzas fiscal y tributaria que regirán a partir de enero y que, entre otros incrementos, prevén un aumento cercano al 30 por ciento en la tasa de Servicios Generales.

La iniciativa, que ya tenía media sanción desde la semana anterior, prosperó nuevamente en el recinto gracias al voto positivo de 17 de los 23 ediles presentes y 16 de los 19 representantes de los grandes tributarios del distrito que se presentaron tras la convocatoria.

Tras el encuentro, se llevó a cabo una sesión ordinaria en la que se refrendó el Presupuesto 2009 de 223 millones de pesos propuesto por el Departamento Ejecutivo y en el que se le renovó al intendente Darío Giustozzi la potestad de reasignar partidas sin la necesidad de consultar al Parlamento, que comúnmente se denomina “superpoderes”.

De este modo, ahora el último gran tema que resta en este 2008 es la discusión en torno a la intención del gobierno de prorrogar un año más el contrato con la empresa que presta el servicio de recolección de basura en el distrito desde la gestión de Manuel Rodríguez.

Pese a la negativa del oficialismo, tanto antes como durante el encuentro, el nuevo esquema tarifario establece solapadamente una suba ya que se modificarán áreas que repercuten directamente en el bolsillo de los vecinos como Alumbrado Público (se pasará de pagar 12 pesos bimestrales a 18) y Servicios Especiales de Limpieza e Higiene (aquí el punto más discutido fueron los valores relacionados con la extracción de árboles).

En lo que no erraron los referentes del FpV fue en remarcar el importante reajuste que recaerá sobre aquellos grupos con “súper rentabilidad” -como los calificó Eduardo Fabián días atrás- a partir de la inclusión de algunos nuevos ítems que tienen como fin incrementar los tributos que están obligados a pagar los bingos y las agencias de apuestas hípicas, cuya obligación de pago partirá de un piso establecido que, además, estará sometido a una alícuota del 50 por ciento que se aplicará a sus ventas, ingresos y comisiones.

A la hora de defender los expedientes “técnicamente”, dado que a la hora de la chicana política fueron varios los que se prestaron al juego propuesto por parte de la oposición, el presidente de la comisión de Presupuesto y Hacienda, Oscar Pinal, destacó mediante la lectura de un extenso texto “las notables mejoras experimentadas en Brown” durante 2008 a partir de “una administración eficiente y una política tributaria municipal innovadora”.

“La actual coyuntura económica obliga a los gobiernos de todos los niveles a replantear estrategias y reelaborar medidas. En ese sentido, el Intendente ha tomado la decisión de no aumentar las tasas de Servicios Generales y la de Seguridad e Higiene”, aseguró el edil en su alocución.

La respuesta de la oposición no se hizo esperar y llegado el turno de su exposición, la titular de la bancada del PJ, Adriana Reja, desestimó la veracidad de los dichos de su predecesor, al acusar lo falso de la afirmación de que no habrá aumentos y cuestionó que el Cuerpo decida darle al Ejecutivo “facultades que no le pertenecen” para “reglamentar y acordar planes de financiación para el pago de los gravámenes y sus accesorios”.

Al tiempo que enseguida manifestó su incredulidad porque la administración de Giustozzi disponga “por el plazo que considere conveniente, con carácter general, sectorial o para determinadas categorías de contribuyentes, regímenes de regularización de deudas fiscales, ajustando el valor de los tributos con el costo de los servicios”. “Dichos regímenes podrán contemplar la exención total o parcial de accesorias y multas. Esta decisión no es facultad del Poder Ejecutivo nacional, provincial ni municipal. Estamos delegando funciones a quien no corresponde. No puede el gobierno local arrogarse ese beneficio, sino compañeros concejales estamos delegando funciones”, recalcó la dirigente.

Y advirtió antes de pedir a la presidencia del Cuerpo que ambos proyecto se voten de forma nominal, que el “bloque va a realizar las denuncias penales y en ese caso, los legisladores que voten en positivo responderán con sus bienes de todos los daños ocasionados”.

Pese a la amenaza, y cuestionamientos de igual calibre de las concejales del PRO y la Coalición Cívica, los expedientes se votaron gracias a la amplía mayoría con la que cuenta el oficialismo en el recinto.

Igual suerte corrió el Presupuesto, al que se abstuvieron de votar las ediles del PJ, y al que se opuso el resto del arco opositor integrado por Miriam Locher y Florencia Retamoso (Coalición) y Miriam Niveyro (PRO).

“Votar el Presupuesto en estos términos es una mera formalidad porque nuevamente la ordenanza contempla el artículo 11, el de los ‘superpoderes’”, consideró Retamoso durante el tratamiento del cálculo, al tiempo que remarcó la “perdida de control del Concejo Deliberante” al entregar al intendente “la facultad de cambiar partidas indiscrecionalmente”.

La referente del macrismo, en tanto, coincidió con sus pares en la crítica de este artículo y agregó cuestionamientos al modo en que fue confeccionada la previsión. “En su momento acompañamos esa facultad porque entendimos que podía ser necesaria, ahora no porque vemos que en un año de gestión no ha cambiado nada y que mientras se aporta un 37 por ciento más al área de Salud, se le da un 120 por ciento más a Desarrollo para seguir maquillando plazas y cordones”, puntualizó.

En tanto, el único momento de la jornada en el que no hubo disonancias y todo el Cuerpo coincidió fue al momento de reelegir autoridades. De este modo el actual presidente del Concejo, el oficialista Mariano San Pedro, fue reelecto en su cargo por unanimidad.

Comentá la nota