Bromatología realizó controles para evitar que tanda de leche contaminada se venda en el mercado formoseño

El departamento de Bromatología de la Municipalidad de Formosa realizó trabajos de seguimiento para que en el mercado formoseño no circule leche contaminada con un peligroso virus. Esto se detectó en Buenos Aires, cuando una partida de leche en polvo medicamentosa para niños con problemas metabólicos fue secuestrada por la Policía Federal en un depósito del barrio porteño de Boedo, al detectarse que estaba contaminada con un peligroso virus.
Sobre el tema, Guillermo Romero, Director de Bromatología de la Municipalidad comentó: "Lo que hacemos como institución es verificar si existen tipos de leches de esta marca que coincidan con el lote que está afectado con la bacteria. Es por ello que estamos recorriendo por sobre todo farmacias".

Además aclaró que es una leche especial, importada y muy costosa, la cual es utilizada en casos especiales para niños en edad de lactante.

Hechos

Una partida de leche fue secuestrada en un depósito de Boedo, Buenos Aires y se trata de leche en polvo Neocate, medicamentosa, proveniente de Inglaterra. Pero parte del cargamento ya había sido distribuida en farmacias y hospitales.

El cargamento provenía de Inglaterra, según fuentes policiales, y parte ya había sido distribuido en distintos hospitales y farmacias del país. Por eso se montó un amplio operativo para tratar de dar con los productos que faltan.

Las autoridades advirtieron sobre la prohibición de su comercialización debido a que es "microbiológicamente no apta para el consumo humano".

Datos importantes

Según los datos oficiales, se trata de leche en polvo Neocate, partida RNPA 0680016, lote P90357A.

Su fecha de vencimiento es febrero de 2011. Destinada a bebés y niños, su función es servir como suplemento dietario para combatir insuficiencia renal y error congénito del metabolismo.

Comentá la nota