Brasil: ex funcionaria de Lula se afilió al opositor Partido Verde

La ex ministra de Medio Ambiente de Brasi Marina Silva avanzó un paso más hacia la carrera por la presidencia al unirse al Partido Verde, que quiere postularla para la elección del 2010.
Silva, una defensora del Amazonas reconocida internacionalmente, remeció el paisaje político brasileño el mes pasado cuando dijo que puede competir por la presidencia.

La semana pasada dejó el partido Partido de los Trabajadores (PT) del presidente Luiz Inacio Lula da Silva, que ella ayudó a fundar hace 30 años.

No obstante, Silva insinuó que no quería quemar puentes sino encontrar un terreno común en el medio ambiente.

"Me voy para construir una nueva casa, quizás en la misma calle - no está mal tener varios intereses", dijo Silva a los líderes y simpatizantes del Partido Verde en Sao Paulo en medio de cantos de "Marina para Presidenta".

Silva había dicho que sólo anunciaría su decisión final de competir por la presidencia a comienzos del año próximo.

Su candidatura podría dividir los votos en favor del Gobierno y minar las posibilidades de electorales de la sucesora elegida por Lula, su jefa de gabinete Dilma Rousseff.

Tanto Silva como Rousseff compiten por los votos femeninos de izquierda, pero la mayoría de los analistas creen que probablemente la carrera todavía está dominada por Rousseff y por el Gobernador del estado de Sao Paulo, Jose Serra, del partido de oposición PSDB.

Durante su discurso el domingo, Silva se refirió a su amigo, el legendario conservacionista Chico Mendes, y a otras figuras de los movimientos por los derechos civiles, como Martin Luther King y Nelson Mandela.

Silva regresó a su asiento en el Senado cuando renunció como ministra del Medio Ambiente en mayo del 2008, por lo que consideró la oposición en el Gobierno a su agenda ambientalista.

Si bien Silva, de 51 años, podría restar votos a Rousseff, el electorado no conoce bien su nombre y carece de acceso a publicidad en televisión, dijeron analistas.

Silva se colocó en un distante quinto lugar, con 3 por ciento en un sondeo realizado por la firma de encuestas Datafolha, dado a conocer este mes, que mostró que Serra llevaba la delantera con 37 por ciento y Rousseff iba segunda con 16.

Comentá la nota