Bragado: El intendente Aldo San Pedro no haría cambios en el gabinete municipal

Mientras que en los gobiernos de la Nación y la Provincia de Buenos Aires hay cambios de gabinete, una fuente del gobierno municipal asegura que el intendente Aldo San Pedro descarta -por el momento- remover funcionarios. Solo se sumó –formalmente desde el 1 de julio- como jefe de compras Luis Piazza, un joven de 29 años, sin militancia pero que ha participa en la Comisión de Fomento del Barrio La Curva. Estudió de Contador Público en Junín (UNLP), y se recibió en el año 2007.
Fue el responsable de tratar con los proveedores del negocio familiar de venta de repuestos de maquinarias agrícolas. Fue simple. Presentó su curriculum, y enseguida fue entrevistado por el Secretario de Gobierno, Sergio Fuentes, y el Intendente Municipal.

Pero las versiones, dentro del propio FJV, indican que al menos dos delegados, funcionarios del Corralón Municipal y tres funcionarios de primer nivel estarían en la mira del recambio.

El 28 de junio no solo dejó saber amargo. En el gobierno municipal saben que la victoria que obtuvieron fue pírrica. Perdieron dos concejales, la mayoría, a Senador y a Diputado Nacional. Porque el radicalismo tiene postura tomada, la Presidencia del Concejo seguirá en manos del FJV.

Por eso, una fuente sindical confió a BV.COM que desde el gobierno se impulsan 28 sumarios administrativos contra empleados, en muchos casos por participar en partidos políticos opositores, aunque las infracciones sean actos de servicio. Entre esos casos, una empleada está imputada de falsificar la firma del Secretario de Salud y de la Coordinadora de Caps. En otro caso, hay un empleado –con probation por defraudación con gas oil- que se le habría probado vendiendo combustible de las arcas municipales. Cuando todavía, todos los empleados con probation por defraudación al fisco con gas oil están sin ser sumariados por la actual gestión municipal, lo que implica un incumplimiento de un deber público. Es más, uno de ellos fue premiado como Director de Servicios Urbanos.

Por otro lado, pese a que en forma pública el intendente dijo que la elección se había nacionalizado en privado se dice que los culpables de la derrota son los dirigentes del PJ; los funcionarios del gobierno no tienen ninguna responsabilidad, no fue la gestión. Todo está perfecto. Solo hay preocupación por las promesas de campaña. Hay dinero que todavía no ha llegado a las arcas municipales para obras públicas anunciadas. La semana entrante el propio intendente viajará para presionar por esos fondos.

Comentá la nota