Boudou y Moreno, acusados por compras a una papelera

Economía autorizó un gasto de 500 mil pesos sin aplicar las normas de control.
El ministro de Economía, Amado Boudou, y el polémico secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, van camino a acumular una nueva denuncia por las decisiones que tomaron para favorecer a Papelera Quilmes, la empresa bonaerense que se había estatizado antes de las elecciones.

Tras presentar un pedido de informes, el diputado nacional Juan Carlos Morán (Coalición Cívica-Buenos Aires) anticipó que elevará una denuncia ante la Fiscalía de Investigaciones Administrativas (FIA) para que investigue la posible defraudación al Estado y la violación de los deberes de funcionario que habrían cometido Boudou y Moreno en una irregular provisión de papel a la administración publica.

El eje de la denuncia es la compra sin cotejo de precios de 42.800 resmas de papel que tuvo lugar a fines agosto. La operación involucró una suma de casi $ 500.000 que fue pagada en menos de 24 horas y con un dictamen jurídico del Ministerio de Economía que admite que no se cumplieron con las normas de contratación de la administración pública.

Tal como había publicado Clarín, entre el 25 y 26 de agosto la Papelera de Quilmes ¿que bajo la órbita estatal pasó a ser manejada por Guillermo Moreno¿logró concretar una inusual venta de papel al Ministerio de Economía.

El expediente de compra (344.744/09) fue iniciado y aprobado en tan sólo 24 horas y sin haber efectuado un elemental cotejo de los precios de mercado de los insumos adquiridos. La adquisición de 42.800 resmas de tamaño A4 se justificó en una "apremiante situación de desabastecimiento de papel" que podía resentir el normal funcionamiento de los ministerios de Economía y Planificación.

La cancelación de la factura de $ 499.754 que había presentado la papelera estatal se concretó por medio de la resolución 48 de la secretaría Legal y Administrativa del Palacio de Hacienda, que está a cargo de Benigno Vélez. Este funcionario ordenó el "pago inmediato" de la compra con el argumento de que la mercadería ya había sido entregado y que si no se cancelaba "el ministerio se enriquecería sin causa".

En el pedido informes, Morán solicitó al Gobierno que informe cuánto dinero transfirió a la papelera en los últimos meses y cuáles fueron los motivos de Economía para comprar en tiempo récord casi 43.000 resmas de papel.

Tras señalar que pese a semejante cantidad de resmas se terminó pagando casi el mismo precio del mercado minorista, Morán advirtió que la compra se hizo sin seguir los procedimientos previstos en los regímenes de contrataciones de la administración pública. Esta irregularidad, según el legislador, quedó en evidencia en el dictamen del director de asuntos jurídicos de Economía, Horacio Pedro Diez, quien sostuvo que no se habían cumplido con las normas vigentes en materia de adquisiciones estatales.

Consultado por Clarín, Morán señaló que "Moreno, desde la conducción de la papelera, aparece como el principal impulsor de esta compra compulsiva que concretó la cartera de Economía".

El legislador anticipó que en los próximos días llevará el caso a la Fiscalía de Investigaciones Administrativas "porque los elementos reunidos demostrarían la existencia de tres posibles delitos contra la administración pública: malversación de caudales, fraude al Estado e abuso de autoridad".

Comentá la nota