Bonos cayeron hasta 5% y riesgo-país creció 3,7%

La Bolsa porteña bajó 0,08 por ciento para el lote de 11 empresas líderes, cuyo indicador Merval Clásico descendió a 1.587,97 puntos, en el marco de una jornada inestable y más apaciguada con respecto a los resultados electorales del domingo pasado.

El panel de vanguardia culminó junio con ligera ganancia de 0,05 por ciento, mientras acumuló beneficios anuales del 47,08 por ciento.

Los mercados de bonos y acciones de Argentina cerraron en baja, en una esperada toma de ganancias tras las fuertes subidas de la sesión previa, cuando el mercado había reaccionado con euforia a la derrota del Gobierno en una elección legislativa, dijeron operadores.

Operadores y analistas estiman que el Gobierno, visto como agresivo con los mercados, deberá realizar cambios de política tras la derrota del domingo.

"Las elecciones dejaron un nuevo escenario político el cual tendrá, o debería tener, un importante impacto en el campo económico", dijo la consultora Portfoliopersonal.

En un mercado cauteloso, los bonos locales finalizaron con una baja promedio del 1,9 por ciento, luego de cerrar el lunes con una fuerte subida del 8,4 por ciento.

En junio acumularon una subida del 22,7 por ciento en promedio.

Las mermas destacadas en el mercado extrabursátil correspondieron al bono "Par" en dólares con un 5,3 por ciento y al "Boden 2012" en pesos , que cayó un 3,9 por ciento.

"Tenemos lógicos reacomodamientos de precios en un mercado que sigue siendo una buena inversión por sus altas tasas de retorno, ya que las posibilidades de que el país incumpla obligaciones es lejana", dijo un operador.

El riesgo país argentino según un índice que elabora el banco JP Morgan, y que mide el diferencial de rendimiento entre bonos locales y similares de Estados Unidos, subió 3,77% a 1.046 puntos básicos.

El lunes, la presidenta minimizó el traspié electoral y afirmó que continuará con su línea de Gobierno, abundante en prácticas de intervención estatal.

Pero los inversores y analistas apuestan por un cambio.

"La derrota del oficialismo en las elecciones tuvo un efecto positivo sobre los títulos públicos ya que se lo puede interpretar como una limitación a las políticas discrecionales de la actual administración", dijo Capital Markets Argentina.

Comentá la nota