Boncor: licitarán ofertas con tasas arriba de 12% en dólares

La recuperada sala de líneas de caja del histórico edificio del Banco de Córdoba cobró vida ayer para el lanzamiento del Boncor 2017, el título de deuda por el cual la Provincia pretende obtener 150 millones de dólares.
En el aire quedó una mezcla de optimismo y moderación: lo curioso es que la ilusión fue patrimonio de los potenciales inversores, mientras que la cautela sobrevoló el discurso de los funcionarios.

Es que a nadie escapa la anemia por la que atraviesa el mercado de capitales. "Sabemos que no es un momento ideal, pero creemos en la posibilidad de que se abran algunos mercados. Si falta suscribir algo, lo hará seguramente el Banco de Córdoba", dijo el ministro de Finanzas, Ángel Elettore.

Pero esa entidad si bien tiene una reserva de liquidez por la totalidad del título, pretende invertir lo menos posible.

No le será fácil. Sin la participación de la Anses (se le envío una carpeta y hubo buena recepción, pero la inversión depende de una decisión política), el director ejecutivo del Banco, Alejandro Henke, reconoció que aspiran a colocar "entre 30 y 40 por ciento" en el mercado. Eso significa que el banco oficial debería desembolsar, al menos, alrededor de 100 millones de dólares para cubrir la necesidad del Gobierno.

Incentivos. Los más de 100 empresarios y agentes de Bolsa que ayer asistieron al lanzamiento del bono estaban casi exultantes y coincidían en que las condiciones del título son ventajosas.

Aun así, se incluyó una variable para aumentar la seducción, en especial sobre grandes clientes. Henke anunció que pretenden recibir ofertas por tasas mayores a 12 por ciento y luego licitar una tasa de corte. La expectativa es que esas propuestas no impliquen más de dos o tres puntos extra de tasa de interés y que el Ministerio de Economía nacional las autorice.

Eduardo Ganaposlky, de Procifio SA y asesor financiero de la colocación del bono, reveló que también se estudia la posibilidad que el inversor grande pueda salir del título, tal como ocurrirá con los minoristas.

La diferencia es que el plazo para ese beneficio sería de un año (para los inversores de hasta 50 mil dólares corre desde los seis meses) y se aplicaría un descuento al saldo de capital (a los minoristas se les repondrá el total invertido).

Tampoco se descarta que el suscriptor pueda usar esos títulos como garantía para obtener liquidez. Además de empresas o particulares, hay conversaciones con los bancos Macro, Galicia y Santa Fe, entre otros.

"Creemos que la vamos a pelear bien en el mercado, que está líquido, pero desconfía", señaló el secretario General de la Gobernación, Ricardo Sosa, quien ratificó, al igual que el ministro Elettore, que los fondos del título se utilizarán para realizar obras de infraestructura.

Tasa. 12% de interés pagará el Boncor, aunque se liquidará en pesos al tipo de cambio del momento.

Resultados. 234,7 dólares recuperará por año un inversor que colocó el mínimo de 1.000 dólares.

Comentá la nota