La bolsa ganó 2,7% y quebró su anterior récord histórico de octubre de 2007

En sintonía con las principales plazas del mundo, la bolsa local comenzó el año de la mejor manera. Los precios de los papeles más negociados se dispararon a niveles inéditos. Empresas ligadas a la energía, la metalurgia y las comunicaciones tuvieron rendimientos de más de 8% en la rueda
Si 2009 fue el año de los bonos argentinos, el 2010 acaba de comenzar regalándole algo de marketing al mercado de acciones. El índice Merval ganó 2,74%, rompió su última marca y logró cerrar la jornada con un nivel récord de 2.384 unidades, prevaleciendo por 33 puntos sobre la marca de octubre de 2007. En la plaza local, fundamentaron el buen momento en la evolución positiva de las plazas del exterior que siguen recuperando terreno impulsados por el debilitamiento del dólar y la apreciación de los commodities, sumado a los gestos del Gobierno nacional que se encamina a una reapertura del canje de deuda para los bonistas que quedaron afuera en 2005.

Esto le ha deparado expectativas de incremento en los precios a buena parte de los activos cotizantes, ya que una caída de la prima de riesgo impacta en la tasa de descuento que se utiliza para ponerle precio a los activos y obliga a mejorar los precios domésticos.

Sin embargo, todavía, y medido en dólares, los precios que conforman el Merval se encuentran en niveles de 600 puntos, lejos de la marca de 800 puntos que debiera alcanzar para lograr una evolución diferenciada.

De todas formas en la city se entusiasmaban con las perspectivas. Juan Ignacio Di Santo, operador de Puente, celebró el buen momento del mercado y señaló como detonante el desempeño de las plazas del exterior: "los inversores se han movilizado para consolidar los precios de las acciones y si bien las perspectivas locales son positivas, sin duda estarán atadas al escenario externo".

La recuperación de la actividad manufacturera en los Estados Unidos y en China despertó el apetito por la compra de acciones en todo el mundo, a la par de una fuerte suba del precio en las materias primas, configuraron los dos elementos esenciales de una inmejorable primera jornada financiera de 2010. El alza en el precio de los commodities estuvo motorizado por el alza del petróleo. El Dow Jones ganó 1,5% y el barril WTI cerró en los u$s 81,50.

Acero para todos

Si bien los negocios se desarrollaron en una rueda ordinaria, los analistas señalaron la presencia de inversores institucionales que habrían demandado acciones de Siderar, Tenaris y Telecom. Con $ 57 millones negociados, el volumen fue considerado "bueno" para el nieve de operaciones que se espera en temporada estival.

Tenaris contó por $ 13 millones mientras que la metalúrgica Siderar acumuló $ 6 millones –un volumen inédito para el papel– y Telecom concentró $ 4 millones en operaciones.

Para los operadores, el sector siderúrgico fue el principal impulsor de la suba. El papel de Siderar registró un margen para la jornada de 4,97%, seguido por Tenaris, que finalizó con una suba de 4,11%. Telecom fue la sorpresa del día, al trepar 8,30% a partir del posicionamiento de inversores institucionales. En el sector financiero se destacaron las subas de los bancos Macro, que ganó 3,72% mientras que Hipotecario logró una suba de 2,72% y Grupo Galicia, que ganó 1,39%.

A la hora de las perspectivas hay quienes profesan el optimismo. Juan José Vázquez, jefe de Research de Bull Market Brokers, señaló que "los mercados accionarios continuarán su rally alcista a lo largo del primer semestre de 2010". Para la gente de Research For Traders (RFT), esto tendrá lugar siempre y cuando "la evolución de los números de la economía local y de los próximos balances de las empresas se encuentren a la altura de las expectativas".

En la city sostienen que será el año de los balances y que los argumentos consistentes a la hora de ponerle precio a una compañía vendrán justamente de sopesar la potencialidad de cada negocio por separado. En este sentido, estiman que los precios de los papeles podrían trepar, en promedio, un 30%.

Comentá la nota