Bolivia dio el "Sí" a la nueva Constitución y Evo proclamó "la refundación del país"

Bolivia dio el
El presidente Evo Morales afirmó que, con la aprobación de la nueva Constitución, "hoy se refunda una nueva Bolivia con igualdad de oportunidades" para todos sus ciudadanos, a quienes llamó a la unidad para aplicar la Carta Magna.

"Aquí empieza la nueva Bolivia, la igualdad y la dignificación de los bolivianos", dijo Morales ante la multitud que se congregó en la Plaza Murillo de La Paz para celebrar la aprobación de la nueva Constitución, que, según los sondeos, obtuvo un respaldo del 60 por ciento en el referendo celebrado en el país.

A la espera de resultados oficiales, las encuestas a pie de urna coinciden en dar la victoria al "Sí", pero confirman el rechazo mayoritario al nuevo texto constitucional en las regiones gobernadas por la oposición autonomista.

En su discurso, Morales quiso dejar claro que "no ha habido empate. Hay un claro ganador: la Constitución Política del Estado", destacó.

En referencia a los departamentos gobernados por sus opositores, recalcó también que desde hoy "no hay media luna. Hay una luna llena en unidad de todos los bolivianos".

El presidente expresó su compromiso de trabajar con todos para afrontar el reto de implementar la nueva Constitución y admitió que para ello es necesario una mayor coordinación con los prefectos (gobernadores) de los distintos departamentos y las autoridades municipales.

En este sentido, Morales hizo un llamamiento para crear en Bolivia un "Consejo para las Autonomías".

Interrumpido en varias ocasiones por sus seguidores con lemas como "Evo, hermano, el pueblo dijo sí", el gobernante indígena destacó que la aprobación de la nueva Constitución ha terminado con el estado colonial, con el neoliberalismo y con la "subasta" de los recursos naturales del país.

"Del 2005 al 2009 vamos de triunfo en triunfo", enfatizó Morales al recordar su victoria en las elecciones de 2005, la mayoría lograda por su partido en los comicios para la Asamblea Constituyente y su ratificación en el referendo revocatorio del pasado agosto con un 67 por ciento de apoyo.

La aprobación de la nueva Constitución, pendiente aún del escrutinio oficial de la Corte Nacional Electoral, llega recién cumplido el tercer año de Gobierno de Morales, que pretende con este texto consolidar la "revolución democrática y cultural" que propone para el país.

La nueva Constitución de Bolivia, la décimo sexta en la historia del país, se compone de 411 artículos que definen un modelo de estado plurinacional, orientado a la integración indígena, autonómico y de economía estatista.

Sus opositores critican que la nueva Carta Magna privilegia a los grupos étnicos en detrimento de los mestizos, divide al país y no contempla una auténtica descentralización

Comentá la nota