Bolicheros y jóvenes preparan un contrapetitorio para Caffaro

Este último fin de semana fue la primera vez que entró en vigencia el decreto Nº 396 que regula la nocturnidad en la ciudad de Zárate fijando horarios topes para la venta de bebidas de alcohol y cierre de los locales de esparcimiento nocturno.
Tal cual como fue anunciado por el ejecutivo municipal se realizaron operativos e inspecciones en los boliches del radio céntrico con personal policial y inspectores municipales.

El descontento por parte de algunos dueños de los locales de esparcimiento nocturno se hizo notar claramente. Algunos personajes relacionados con la noche recolectaron firmas entre los jóvenes que salieron el último fin de semana para entregar un nuevo petitorio al intendente con el fin de que se rectifique esta última medida que generó malestar al implicar un cambio de hábito en los jóvenes.

Algunos bolicheros simplemente descontaban el precio de la entrada a su boliche para que los jóvenes firmaran un petitorio impulsado por ellos, que incluía la libertad de apertura y cierre de los locales nocturnos.

Algunos jóvenes accedieron a firmar el petitorio, otros no.

Por otro lado, desde la cartera municipal de Gobierno dieron a conocer que un conocido bar de la zona, cercano a la comisaría 1ª, en la primera oportunidad no quiso acatar la medida y se necesitó de personal policial dependiente de la comisaría primera.

A propósito, el titular de la comisaría primera de Zárate, Alejandro Mendieta, manifestó a Zi que "hubo una particularidad en un boliche: cuando llegaron los inspectores se manifestó una reacción del publico que estaba abiertamente en contra de ellos, por lo cual se requirió la presencia policial y fui yo personalmente, se habló con los jóvenes y si bien hubo alguna resistencia con cánticos violentos, finalmente cada uno se retiró a su casa".

En esta línea, desde el área de Inspección General de Comercio se aseguró que "se realizaron 80 inspecciones y se detectaron nada mas que 3 infracciones por el nuevo decreto".

En tanto, algunos locales nocturnos que trabajaban con un público de menores de edad empezó a sufrir la medida del decreto sintiendo gran ausencia de clientes. Finalmente, cabe destacar que pese a la implementación del decreto, igualmente se registraron algunos hechos de violencia e inseguridad aislados efectuando dos detenciones, segun informaron desde la Comisaría primera.

"Se procedió a la detención de distintas personas en la parte céntrica: a una persona dentro del boliche le habían sustraído el teléfono celular y cuando se percata la victima va en persecución de estos sujetos que dan vuelta en la calle Ameghino y en Justa Lima. donde fueron aprendidos donde estaba el móvil policial", finalizó Mendieta.

(Zi)

Comentá la nota