Boden 2012: recomiendan vender y pasarse a títulos como el Bonar V

Hoy se concreta la licitación para el pago anticipado del cupón que vence el 3 de agosto. A los inversores no les conviene entrar. A lo sumo, recomiendan esperar a que venza
Después de muchas especulaciones, finalmente el Gobierno abrirá hoy la licitación para el pago anticipado del cupón de renta y amortización del Boden 12 que vence el próximo 3 de agosto. Sin embargo, la propuesta no despierta demasiado interés entre los ahorristas locales. Y es que llevarse el dinero a casa hoy implica aceptar una quita respecto de lo que se obtendrá en apenas dos meses, por lo que más de uno prefiere arriesgarse e, incluso, atravesar el incierto escenario post-electoral, con tal de cobrar la totalidad de los fondos.

Ahora bien, en el mercado se está vislumbrando que la movida del Gobierno abre algunas oportunidades de inversión interesantes para los ahorristas que tengan Boden 2012 en su cartera. Sobre todo, ahora que el bono y el cupón que vence en agosto estarán cotizando como activos separados desde el lunes, y como tales podrán comprarse y venderse independientemente uno de otro.

Según los analistas, existen al menos dos estrategias de inversión que pueden ser rentables en el actual contexto. Para los optimistas que apuesten a que el mercado se va a seguir recuperando, los expertos recomiendan vender tanto el cupón del Boden 12 como el bono en sí y volcarse a títulos locales en dólares que ofrezcan un margen de rentabilidad mayor, como el Bonar V o el Boden 2015.

Por otra parte, para los más pesimistas una alternativa puede ser quedarse con los cupones que vencen en agosto, con el fin de usar ese instrumento como una cobertura frente al tipo de cambio.

"Nuestra recomendación es vender el cupón en el mercado secundario (dado que ese activo actualmente cotiza por encima de su valor nominal de u$s 12,92), y de esta forma disponer de los fondos para su reinversión inmediata en otros títulos en dólares", indicó un informe del departamento de research de Arpenta. De manera más sencilla, esto quiere decir que quien venda hoy su cupón en el mercado cobrará más dinero que dentro de dos meses, porque ese activo está más caro ahora. Para los especialistas de Arpenta, a la hora de reinvertir lo que se obtenga por el cupón las mejores opciones son: "entre los títulos cortos, el Bonar V (vence en 2011) como primera alternativa y el Bonar VII (vence en 2013) como segunda opción. Del tramo medio de la curva, sugerimos entrar en Boden 2015, mientras que de entre los títulos largos sugerimos entrar en el Discount en dólares".

En la misma línea, Eduardo Fernández, de Rava Sociedad de Bolsa, señala al Bonar V y al Boden 2015 como las alternativas más tentadoras para los que quieran reinvertir. "Mientras el Boden 12 tiene un margen de apreciación del 4%, un título como el Boden 15 tiene un 20%", indicó.

Para Fernández, otra opción interesante, al menos para quienes quieran hacerse de billetes verdes, es comprar más cupones y cobrarlos en agosto. "Esta es una buena estrategia para los ahorristas que quieran una cobertura en moneda dura, por que el Gobierno pagará los cupones en dólares billete", coincidió Sabrina Corujo, analista de Portfolio Personal. "Si el inversor está especulando con que el mercado va a ir para abajo, quedarse con el cupón en cartera es una buena alternativa, porque ese es un activo que lo va a pagar el Gobierno en efectivo en menos de dos meses", agregó la especialista.

Lo que nadie recomienda, sin embargo, es entrar en la licitación. Para el Gobierno, de todos modos, el resultado siempre será positivo: si los inversores no se presentan, querrá decir que no sienten desconfianza con lo que pueda pasar tras las elecciones.

Comentá la nota