BOCA - JRecargado

De buen humor, Riquelme tenía ganas de decir cosas. Y ayer lo hizo: pidió por Ibarra, lamentó la salida de Palacio, le mandó un mensaje al hincha de Boca, elogió a Huracán y a Estudiantes, y hasta coqueteó con Arsenal...
"Recién terminé de entrenar, así que estoy fenómeno".

Juan Román Riquelme habla cuando quiere y con quien quiere. Elige a sus interlocutores y también estudia muy bien el mensaje que dará y, sobre todo, en qué momento. En este comienzo de semestre, que arrancó recién el miércoles, aún no había sido tiempo para decir lo suyo. Pero la mañana de ayer, lluviosa y fría, le pareció perfecta para romper el silencio después del último partido ante Colón (en el que fue expulsado) y de unas vacaciones en España que se terminaron poco antes del primer entrenamiento. "Estoy ilusionado, con técnico nuevo, una persona que yo conozco mucho, que seguramente nos va a exigir al máximo. Vamos a ver si el semestre que viene puede ser mejor que el que pasó", se ilusionó el 10, hablando para Dos de Punta, por FM 101.1. Tenía ganas...

-¿Estuviste con gripe? ¿Pero qué letra?

-Jajaja, no pasó nada, está todo tranquilo, estamos entrenando fuerte, y yo estoy trabajando con el grupo. Y muy contento de volver a tocar la pelota.

-¿Basile tendrá que arreglar el vestuario?

-No... Este vestuario es el mismo del semestre pasado y fue el que salió campeón antes, eso demuestra que la verdad está adentro de la cancha.

-¿Van por la Sudamericana o por el torneo?

-Creo que se valora muy poco lo que se consigue en el club. Estudiantes fue un ejemplo muy claro. Dio gusto ver a su gente festejando la Copa, cómo lo recibieron en el aeropuerto, en La Plata. Nosotros hemos ganado la del 2007 y Boca no festejó. No hizo nada, no festejamos. Perdimos la importancia que le tenemos que dar a eso.

-¿El hincha se mal acostumbró a ganar?

-Cuando se gana, uno se pone contento. Pero hemos ganado el Apertura, que no se lograba hacía varios años y tampoco se le dio la importancia necesaria. Boca salió campeón... y es normal. Y no es así, cuesta mucho. Cuando no se gana nada, como nos pasó en este semestre, parece que hubiesen pasado muchos años...", se quejó. Y sí, más allá de su buen humor, expuso varios reclamos.

-¿Cómo se van a arreglar sin Palacio?

-Palacio es de un nivel muy alto, lo vamos a extrañar. Esos jugadores no se pueden reemplazar, son los que dejan su marca, él la dejó y nos hizo muy felices a todos. Al que le toque reemplazarlo lo vamos a tratar de ayudar, pero no le podemos exigir lo que nos podía dar Rodrigo.

-Hace un tiempo, el francés Robert Pirés dijo que quería jugar con vos y en la Bombonera...

-Fuimos compañeros en el Villarreal y, aunque jugamos poco juntos, hablo seguido con él. Sería maravilloso. Pero si no podemos arreglar a Ibarra, cómo se hace para arreglar a Pires...

-Todos los clubes están complicados...

-Seguro, todos están en esa situación, pero tengo la ilusión de que Hugo siga con nosotros. Es el mejor número 4 de los últimos 10 ó 15 años, nos ha dado todo a los hinchas de Boca. Yo tengo la ilusión de que llegue a un acuerdo.

-¿Hacen falta refuerzos?

-No soy el técnico, pero pienso que si viene Insúa o jugadores de esa categoría, el equipo tendrá más nivel y más chances de ganar cosas. También creo que para armar un gran equipo se necesita tiempo.

-Ahora se instaló la discusión entre tiki tiki y juego práctico...

-Para ganar se tiene que jugar bien. Después, depende del gusto de cada uno. Yo digo que si tengo que pagar una entrada para ver a un equipo, pago para ver a Huracán, por cómo lo intenta, por más que gane, pierda o empate. Me gusta eso. Después, sigue mandando la pelota, si pega en el palo y entra o sale.

-Otra vez se habló de que te quería un equipo de Brasil, ¿qué pensás?

-Yo no hablo de esas cosas, tengo a mi representante que atiende a todos. Me fui de vacaciones, llegué el miércoles a las 6 y me fui al club en auto desde ahí. No supe nada.

-¿Será porque te queda un año de contrato?

-Si un club está interesado en mí, tendrá que arreglar con Boca, y si a Boca le interesa, lo puedo pensar. Soy muy feliz acá, es mi casa, tengo la suerte de jugar con esta camiseta, pero si el club decidiera atender a los interesados sería porque está dispuesto a que dé un paso al costado.

Huracán, Estudiantes, Ibarra, Palacio... En el abanico de temas, no podía faltar la Selección, aunque a él no le gusta demasiado que le pregunten al respecto. Pero dice tener "las cosas muy claras".

-¿Te llamó Grondona?

-No, no he hablado con nadie. Con Julio tengo una relación muy buena y por ahí me llama porque el año que viene quedo libre y me quiere llevar a Arsenal, je.

-Ojo porque ahora te lo van a ofrecer...

-Jaja. Con él hablo más de Arsenal que de la Selección. Cuando Julio entraba al vestuario por Eliminatorias o en la Copa América, se ponía a tomar mate conmigo y hablábamos de Boca y de Arsenal, de otros temas. Si me llama lo voy a atender, pero yo sé separar el trabajo de las cuestiones personales. Hablaremos de Arsenal, de Boca, de mi familia y de la suya. Y no mucho más...

-¿Qué mensaje le dejás al hincha de Boca?

-Yo soy hincha de Boca y estoy tranquilo. Espero que este semestre les demos más alegrías.

Cuando Román tiene ganas de hablar, mejor escucharlo con atención...

Comentá la nota