Binner y Urtubey reclamaron fondos durante su encuentro con Cristina

Binner y Urtubey reclamaron fondos durante su encuentro con Cristina
El santafesino pidió una baja en las retenciones y cobrar viejas deudas. El salteño, un fondo de ayuda a las provincias pobres. Para Aníbal F., el diálogo fue "auspicioso". Reunión secreta con el santacruceño Peralta. Macri recibió a Filmus.
La presidenta Cristina Fernández de Kirchner continuó ayer con la ronda de diálogo con los gobernadores provinciales, iniciada el martes pasado con Mauricio Macri. Ayer fue el turno del santafesino Hermes Binner y del salteño Juan Manuel Urtubey.

UN SOCIALISTA EN LA ROSADA. El gobernador de Santa Fe se fue contento de la Casa Rosada. Si bien no se llevó nada en concreto, señaló que la reunión con Cristina Kirchner fue "muy positiva", "un hecho no usual" y el primer paso para avanzar en la construcción de un "país formal". La Presidenta le prometió continuar con el diálogo, tarea que le asignó al ministro del Interior, Florencio Randazzo, quien participó del encuentro junto al jefe de Gabinete, Aníbal Fernández.

Durante la reunión, que duró una hora, Binner expuso ante los miembros del Ejecutivo las necesidades de su distrito. El principal objetivo del gobernador fue llevarse el compromiso de la Presidenta de colaborar económicamente con la provincia cuyas cuentas arrojan un déficit de 510 millones de pesos. Para ello, el socialista planteó que es preciso que desde Nación se le dé un impulso a la agroindustria, uno de los pilares de la economía local. Además pidió que el Gobierno cumpla con el compromiso de saldar los déficit de la Caja de Jubilaciones provincial, que no fue transferida a la Nación en la década del 90. Y hasta se animó a sugerir que la provincia debería ser autorizada a recibir créditos del Banco Interamericano de Desarrollo.

El encuentro comenzó a las 18.45, cuando el gobernador santafesino le regaló a la Presidenta el libro Las maestras de Sarmiento. Cristina aceptó el gesto pero aclaró: "No estoy muy de acuerdo con todas las ideas de Sarmiento". Acto seguido felicitó a Binner por el trabajo que su gobierno realizó en materia de educación.

A pesar de algunos reclamos del santafesino, la reunión de una hora fue distendida. La relación entre Binner y el matrimonio K cambió luego de las recientes elecciones legislativas. Ante el crecimiento de Carlos Reutemann, el peronista disidente que se impuso en esa provincia, en Olivos comenzaron a ver en el gobernador socialista la posibilidad de opacar el crecimiento del ex piloto de Fórmula Uno. No por casualidad, hace menos de dos semanas, Binner fue recibido por el ministro de Planificación, JulioDe Vido, e instruyeron a sus equipos técnicos para que pongan en marcha las obras de infraestructura que necesita Santa Fe.

EL TURNO SALTEÑO. Tras el encuentro con Binner, Cristina recibió al gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, uno de los mandatarios que había prometido plantarse por la permanencia del polémico Guillermo Moreno en la administración K. Fuentes oficiales aseguraron que el secretario de Comercio no fue mencionado por el mandatario en ningún momento.

Urtubey abrigaba la esperanza de lograr que un hombre de su provincia sea nombrado en la cartera de Salud de la Nación. Pero hasta el momento no tuvo eco en la Casa Rosada. Así las cosas, las conversaciones se limitaron a temas estrictamente provinciales.

"Se realizó un análisis de la situación de la provincia, sobre cómo impacta la realidad económica en su distrito", dijo anoche Aníbal Fernández en conferencia de prensa. ¿Algún tema puntual? Según el jefe de Gabinete, se habló concretamente del "cubrimiento de fronteras y el cumplimiento de la medida cautelar presentada en defensa de los bosques y los pueblos originarios". Se refirió así a las denuncias existentes por el desmonte de bosques nativos promovidos por el ex gobernador Juan Carlos Romero en contraposición con la Ley de Bosques. De acuerdo a esa normativa, los desmontes deben ser suspendidos hasta que las provincias presenten un plan de ordenamiento territorial para evitar que se afecte el ecosistema.

Al salir de la Casa Rosada, tanto Urtubey como el propio Fernández calificaron de positivo el encuentro. En adelante, Randazzo se encargará de cotejar que se cumpla lo conversado.

Comentá la nota