Binner le puso un freno a la pretensión docente

El gobernador aclaró que el Estado provincial no podrá enfrentar el aumento del 20% y pidió que el sector no presione con los niños.
A medida que avanza el verano, los gremios y el gobierno provincial comienzan a precalentar para la pelea salarial que comenzará durante los primeros días de febrero en el marco de las diversas paritarias. Hoy el gobernador Hermes Binner le envío un claro mensaje a los maestros nucleados en Amsafé, un gremio que parecía aliado a la gestión del Frente Progresista: "Sería conveniente no utilizar a los niños como elementos de presión".

Los gremios estatales, sobretodo el de UPCN, ya anticiparon que a fin de mes comenzarán a reclamar un incremento salarial del 20 por ciento. La respuesta del Gobierno fue directa: el PJ no aprobó la reforma tributaria, que preveía un incremento en la recaudación de 1.200 millones, y ahora el Ejecutivo no está en condiciones de afrontar un ajuste salarial de ese tenor.

En un encuentro con los medios de comunicación en la ciudad de Rosario, Binner advirtió que su administración está "muy lejos de ese 20%" que piden los maestros y el resto de los gremios.

"Sería conveniente no utilizar a los niños como elementos de presión. Hay otras formas mas saludables para reclamar. Si no, nos colocan siempre ante la espada y la pared", avisó el gobernador y añadió que "si no hay un aumento de impuestos, como nos lo negó el justicialismo en la Legislatura, no tenemos los recursos".

Desde el otro lado, el diputado justicialista Alberto Monti adviertió que habría que "recordarle a Binner e informar a los gremios que el Justicialismo ha garantizado, dentro del presupuesto que votó la Legislatura, los recursos necesarios para cualquier posible incremento de sueldos que en el 2010 el gobierno provincial debiera afrontar, con lo cual de no haber vetos que recorten los recursos no deberían existir ningún tipo de problemas a la hora de iniciar las conversaciones en las paritarias".

Comentá la nota