El BICE ya está evaluando proyectos de inversión por 60 millones de pesos

El Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE) evalúa proyectos por 60 millones de pesos que incluyen a ocho sectores productivos. Se espera que a fines de noviembre tengan "resultados satisfactorios" para los proyectos presentados.
Esto ocurre a poco más de un mes de haberse lanzado la línea de financiamiento para impulsar la cadena de valor agroindustrial en Entre Ríos,

Entre las inversiones en estudio se destacan la financiación de plantas para el procesamiento de cereales y su conversión en proteína animal, ampliaciones de plantas de incubación y faena avícola, equipamientos para capitalizar e incorporara tecnología en el sector arrocero, el lácteo y el citrícola; así cómo también la instalación de fábricas para producir máquinas y bienes de capital en la provincia.

El 29 de septiembre la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y el gobernador Sergio Urribarri firmaban un convenio con el Banco de Inversiones y Comercio Exterior (BICE) para el financiamiento de inversiones y promoción del empleo en el sector agroindustrial de Entre Ríos por 200 millones de pesos. La recepción de pequeños y medianos empresarios y productores a esta propuesta fue excelente, al punto de que a la fecha la entidad crediticia está analizando proyectos por un monto superior a los 60 millones de pesos.

Incluso el propio gobernador, durante su recorrida por el interior de la provincia, ha contactado personalmente con las autoridades del banco a numerosos pequeños industriales y productores que se acercan a presentarle sus propuestas de generación de nuevos emprendimientos o ampliación de los ya existentes. Las tasas de interés y los plazos ofrecidos, que no se encuentran en el resto del mercado, hacen más atractiva la propuesta.

Siguiendo el circuito formal de análisis del BICE, se espera que a fines de noviembre se disponga de resultados satisfactorios para cada uno de los proyectos presentados y se pueda hacer efectiva la financiación y los desembolsos pertinentes a inicios del año 2010 en cada uno de los casos. "Los excelentes resultados obtenidos en esta experiencia y acciones explicitas de trabajo entre el gobierno provincial y el BICE, ponen sobre relieve el intenso trabajo conjunto y en equipo entre ambas instituciones cómo así también el fuerte compromiso del sector privado entrerriano en sumarse al llamado del gobernador en aunar esfuerzos para lograr convertir a Entre Ríos en un complejo agroindustrial modelo de escala internacional", dijo al respecto el titular de la entidad, el entrerriano Mauro Alem.

"Estamos muy contentos con la posibilidad de trabajar en la provincia. Esto ha sido por instrucciones de la misma Presidenta de la Nación que nos ha pedido que el BICE vaya transformándose en una institución de desarrollo, una institución de fomento, particularmente que trabaje con un fuerte impacto en el territorio, por eso hemos decidido firmemente acercarnos a los gobernadores de la provincias", sostuvo el funcionario y luego destacó que el organismo a su cargo está dispuesto "a poner todo lo que se pueda para transformar el perfil productivo de Entre Ríos". En ese marco, resaltó el impulso dado por el gobierno provincial "al haber sentado en una misma mesa al sector público y privado, porque este tipo de iniciativas requiere un compromiso de ambas partes".

El funcionario explicó que "el BICE tiene una estructura especializada en proyectos de inversión, de largo plazo, que esperamos poder ir consolidando de una forma sólida en todo el territorio". Precisó luego que, "en un primer momento, arrancamos con la firma de actas compromiso; es decir, buenas voluntades en las cuales el banco está dispuesto a acompañar a los gobiernos provinciales y al sector privado, a realizar y financiar este tipo de conceptos, no simplemente para el sector empresario en particular sino también para la infraestructura que requiere la actividad empresaria".

Subrayó "la articulación que ha impulsado el gobernador Urribarri de tener al sector privado y al público en la misma mesa. Esto es un tema que quiero recalcar, porque este tipo de iniciativas requiere un compromiso de ambas partes. Nosotros, desde el banco hacemos el mejor esfuerzo para llegar a tasas y plazos que no se encuentran en el resto del mercado".

Alem afirmó además: "Necesitamos del sector empresario la responsabilidad de poder cumplir con lo pautado. Todos miramos el largo plazo y estas financiaciones van a ir llegando a quienes más necesidades tengan de estos recursos; y sobre todo -una consigna que nos ha dejado el gobernador- es lograr una generación de empleo permanente, con inclusión social, que nos permita a nosotros de cada empresa que financiamos hacer un seguimiento de indicadores de impactos económicos en la provincia".

La idea, agregó, "es tratar de buscar el mejor plazo, las mejores condiciones, pero también las mejores condiciones para las personas que trabajan en las empresas. Ese es un tema en el que vamos a hacer hincapié y vamos a buscar en las distintas cámaras y sectores de la provincia poder avanzar en esta dirección", acotó.

Por otro lado, resaltó el hecho de que "se haya cumplido con la palabra. Hace unos días en su visita a Paraná, la presidenta Cristina Fernández manifestó la posibilidad de poner ya en funcionamiento el programa de financiamiento por los 200 millones de pesos que se había anunciado. Hoy, a menos de 30 días estamos dando el puntapié inicial", enfatizó.

Sobre la forma en que se trabaja para poner en marcha la propuesta, adelantó que "se facilitará al BICE un lugar físico donde va a poder atender aquellos proyectos en Paraná y, en función de la masa de iniciativas que se presenten, es posible que podamos abrir otra boca de atención en la costa del Uruguay. Vamos a tener a las personas moviéndose por toda la provincia".

Programas de inversión

Al dar detalles de la implementación del programa, Alem precisó: "Lo que nosotros financiamos son proyectos de inversión. Cuando alguien tiene una iniciativa de hacer algún tipo de inversión nosotros estamos dispuestos a acompañarlo; pero no financiamos ideas, sino proyectos que tengan un punto de comienzo y un final. Un flujo que permita explicar recursos, qué tipo de inversiones, qué tipo de equipamiento, gastos para justificar la mayor capacidad productiva y la mayor creación de empleo". De acuerdo a las estimaciones del titular del BICE, "la financiación de estos proyectos nos va a permitir generar alrededor de 1.500 empleos en la provincia".

Para el BICE cobra importancia la utilización de materia prima y fierros nacionales. "Estamos implementando levemente unos giros en las políticas de crédito que justamente generan incentivos y es por eso que damos mejores condiciones para aquellos proyectos que usan no solamente la materia prima sino los fierros nacionales, tal como lo pidió la Presidenta".

Sobre las líneas a financiar, enumeró "la de Pymes o pequeñas y medianas empresas, que tienen un componente fijo en la tasa de interés que es: un 70% a un 12% fijo; y el otro 30 por ciento se constituye de un componente variable, en función de una tasa de referencia que utilizamos, denominada ‘badlar’. Estas líneas tienen un tope mínimo de 500.000 pesos, lo que no quiere decir que no podamos atender proyectos menores, sino que hay muchos programas nacionales y provinciales que manejan inversiones menores a ese monto".

Alem explicó luego que "este proyecto de tasa fija tiene un componente en particular que es la incorporación de herramientas y bienes nacionales. Estamos tratando en la medida de limitar este acceso para que se financien proyecto con equipamiento y plantas y bienes nacionales". En tanto, "aquellas iniciativas que impliquen un gran porcentaje de financiamiento importado llevarán una tasa que ya no va a tener un componente fijo, sino variable. De todos modos, a un plazo de 10 años, la tasa rondaría entre un 12.8 y un 14.8 %; es decir que son tasas que no van a conseguir en ningún otro banco en la plaza".

Por último, anticipó que "para financiar proyectos necesitamos una descripción clara y transparente donde se muestren cuáles son las necesidades de financiamiento y cuáles los gastos de inversión".

Comentá la nota