Biblioteca Nacional: el director admite que no tiene los ascensores habilitados

Los cuatro elevadores tienen 20 años. Dicen que el trámite está "demorado".
Un montacargas de la Biblioteca Nacional ayer se desplomó desde el primer piso hasta el segundo subsuelo y siete empleados sufrieron golpes y heridas. Más tarde, el propio director de la Biblioteca, el sociólogo y ensayista Horacio González, reconoció que los cuatro ascensores del edificio, de veinte años de antigüedad, no tienen habilitación porque el trámite en el Gobierno de la Ciudad está demorado.

El accidente ocurrió en las primeras horas de la tarde. "Siete empleados de limpieza, que habían estado trabajando en el primer piso, subieron con la máquina enceradora al montacargas y no sonó la chicharra que advierte cuando hay sobrepeso -contó González-. El ascensor no bajó en caída libre: se accionó su sistema de amortiguación y hubo un golpe seco cuando llegó al segundo subsuelo. Fue un susto, pero el episodio es grave. Vamos a hacer un sumario para determinar la responsabilidad de Dynacell, la empresa encargada del mantenimiento de los ascensores, y uno de cuyos técnicos está en la Biblioteca de 9 a 21".

Los siete empleados sufrieron golpes y dos de ellos fueron trasladados por el SAME al hospital Rivadavia. Desde allí, ambos fueron derivados al Centro Médico Fitz Roy, donde una mujer quedó internada en cuidados intermedios y un hombre en terapia intensiva, con traumatismo de cráneo. Mientras, los Bomberos realizaron peritajes en los cuatro ascensores de la Biblioteca, incluyendo el montacargas y decidieron clausurarlos a todos.

El delegado de ATE de la Biblioteca, Juan Domingo Pignataro, denunció que ninguno de los ascensores tenía habilitación y que el mismo montacargas ya se había caído tres veces, la última en diciembre. González admitió el mal funcionamiento, aunque dijo desconocer caídas previas. En cambio confirmó la falta de habilitación de los ascensores: "Hace 20 años que están en proceso de habilitación en el Gobierno de la Ciudad, en un largo trámite burocrático".

Desde el Gobierno porteño respondieron que la responsabilidad por la falta de habilitación corresponde a las autoridades de la Biblioteca. También dijeron que en noviembre de 2008 fueron a revisar los ascensores y que hoy, realizarán una inspección.

Comentá la nota