Bermejo se entonó en Malargüe: "Celso se merece el triunfo".

El candidato a senador arrancó su última recorrida en la tierra del Gobernador. Félix se sumó en San Rafael, pero no irá hoy al Este.
Con un ajetreado recorrido por los departamentos del sur de la provincia, el candidato a senador nacional por el PJ, Adolfo Bermejo, largó ayer el último tramo de la campaña. En Malargüe, de donde es oriundo el gobernador Celso Jaque, Bermejo se salió del libreto y pidió "entusiasmo" porque, según dijo, "el Celso se merece el triunfo".

Pese a la proximidad de la elección, el candidato a diputado nacional, Omar Félix, volvió a ausentarse de las actividades de campaña y sólo participó una hora en San Rafael, donde es intendente.

Los 7 grados bajo cero con los que amaneció el día malargüino, no le impidieron a Bermejo comenzar con el última semana de visita por la provincia antes de los comicios del domingo.

La mañana fue variada: rezó en una parroquia católica, visitó un templo evangelista, encabezó una conferencia de prensa para los medios locales, fue a un puesto que queda a 20 kilómetros de la ciudad sureña y terminó al mediodía arengando a la militancia en un salón céntrico. En ese encuentro, lanzó: "Quiero que nos entusiasmemos porque el Celso se merece el triunfo".

A diferencia del resto de la provincia, en donde el peronismo decidió despegarse de Jaque para hacer campaña por su baja imagen en las encuestas, en Malargüe el Gobernador juega de local y por eso la cita no le jugó en contra a Bermejo. Así, con aplausos de fondo, insistió: "A nuestro amigo gobernador le ha tocado una época de profunda crisis".

En ese momento, por la sosegada calle principal del departamento, una camioneta blanca le dio la bienvenida al candidato peronista, con una frase de apoyo a "Celso Jaque y Cacho Agulles".

"Cacho" le dicen a Juan Carlos Agulles, el intendente de Malargüe, quien hizo de anfitrión en la caravana por su tierra y acompañó a Bermejo (quien además de ser candidato es intendente de Maipú) por los otros dos departamentos que estaban incluidos en la agenda, San Rafael para la tarde y General Alvear para la noche.

El mismo tramo fue hecho por el jefe comunal alvearense, Juan Carlos De Paolo. De esta manera, respondieron a la premisa impuesta desde la mesa chica del PJ para estos comicios, que consiste en territorializar la elección, poniendo a los intendentes como protagonistas.

La excepción volvió a ser Félix tanto en su condición de candidato a diputado nacional como de intendente sanrafaelino. Se sumó tarde a la caravana, a eso de las 16.30 grabó una entrevista para la TV local, visitó el barrio El Sosneado de San Rafael y abandonó la expedición una hora después.

"Es que no puedo dejar a la gente de Europa, Estados Unidos e Inglaterra que ha venido a visitarnos", se excusó el jefe comunal, haciendo referencia a un evento sobre cambio climático que hay por estas horas en San Rafael, aunque además inauguró una oficina municipal de Rentas.

Esta decisión generó resquemor dentro del peronismo y algunos dirigentes admitieron el enojo, más teniendo en cuenta que en estos 50 días de campaña, ha sido Bermejo el protagonista de casi la totalidad de los actos proselitistas. En torno a su ausencia ayer en el seno del PJ se hicieron varias especulaciones, se habló que tenía una baja de presión, de que se había descompuesto y algunos arriesgaron que "estaba jugando a perder" .

Bermejo, en cambio, intentó bajarle el tono a la polémica. "La distancia también embroma. La idea es que hagamos campaña juntos estos días", agregó pese a que ni hoy ni mañana Félix será de la partida porque tiene el cierre de la conferencia de cambio climático y, por otro lado, almorzará con la diva Mirtha Legrand.

La primera parada de hoy será desde las 9 en La Paz, un departamento administrado por el cobismo, principal rival del justicialismo, y continuará por todo el Este, con destino final en San Martín.

"Será una semana con mucha participación de la gente", prometió Bermejo. El candidato a senador no ahorró críticas para el vicepresidente Julio Cobos. "No se ve bien que el Vicepresidente haga campaña y condicione a la gente diciendo que si no gana, no se presentará como candidato a presidente", espetó.

Comentá la nota