En Berazategui, junto a Kirchner, la Presidenta dijo que "hacen falta más argentinos generosos"

En Berazategui, junto a Kirchner, la Presidenta dijo que
La depuradora cloacal ya tiene un edificio de dos plantas (administración y vigilancia), sala de control y laboratorio. Hubo "recorrido virtual", tomografo, menos baches a Quilmes y un Scioli muy serio.
La catarata de actos que el gobierno acostumbra realizar para anunciar la realización de obras públicas llevó esta noche al matrimonio Kirchner a Berazategui, donde pusieron en marcha la construcción de una planta depuradora de líquidos cloacales... que ya está en marcha, al punto que ya han sido construidos en el predio el edificio de la administración central y vigilancia, que cuenta con dos plantas para oficinas, una sala de control y un laboratorio.

El acto tuvo además un contacto virtual de la presidenta con distintas zonas del partido de Berazategui, donde se iniciaban diferentes obras: la pavimentación de un camino, la instalación de un tomógrafo en el hospital Evita Pueblo, y el mejoramiento del camino que une Berazateguii con su Quilmes, donde los baches han destruído automóviles desde tiempo inmemorial.

Cristina Fernández dialogó, a través del sistema de videoconferencias, con tres vecinas: Cora, Eva y Doris y con el jefe de servicios del hospital que agradeció profusamente la instalación del tomógrafo. El coordinador fue el intendente local, Juan José Mussi, que armó un acto con tecnología de punta. En uno de esos diálogos, en tono muy coloquial, la primer mandataria, recordó que cuando vivía en La Plata y usaba el ferrocarril Roca para llegar a Buenos Aires, pasaba por una de las zonas que ahora se ven beneficiadas por la nueva pavimentación.

Ahí la interrumpió su marido, Néstor Kirchner, para decirle: "vos sola no, íbamos juntos", a lo cual, sonriendo y tomándole la mano la Presidenta le contestó: "los hombres se quieren hacer cargo de todo, no yo iba sola antes, después fui con vos...".

La intendencia local distribuyó entre los asistentes gorras color naranja, el color que identifica al distrito, pero que contrariamente a lo que ocurre en otros municipios, no tenían ninguna leyenda alusiva a la intendencia local ni al jefe comunal. Sobre el escenario emplazado en medio de la planta cloacal con una pantalla gigante, acompañaron a la presidenta además de Kirchner, el gobernador Daniel Scioli (de gesto llamativamente adusto) , el jefe de Gabinete, Sergio Massa y los ministros del Interior, Florencio Randazzo y de Planificación Federal, Julio De Vido.

Postergada durante varios años, la construcción de la planta depuradora de líquidos cloacales en el partido bonaerense de Berazategui demandará una inversión estatal de 400 millones de pesos y es una obra esencial en materia de saneamiento para eliminar cualquier vestigio de contaminación en el área ribereña bonaerense. La Planta demandara 24 meses de trabajos, separará sólidos densos (arenas, canto rodado, metales, escombro), sólidos flotantes y grasas, que irán al CEAMSE, tendrá una dimensión de 180 por 400 metros y el Sistema de Bombeo y el Emisario rondará los 4 metros de diámetro y 7,5 kilómetros de largo.

Esta planta depuradora en Berazategui forma parte de un proyecto de infraestructura mayor del gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, que implica también la construcción de otra Planta y Emisario en Avellaneda, sobre las márgenes del Riachuelo. En 1993 Aguas Argentinas tomó la concesión del servicio y debía construir la planta depuradora, pero nunca lo hizo. Ya ha sido construido el edificio de la administración central y vigilancia, que cuenta con dos plantas para oficinas, una sala de control y un laboratorio.

Comentá la nota