Becerini: Me preocupa que no haya plena conciencia de lo que significa el puerto

Ése permanente revisar la historia no le impide a Héctor Becerini ver el presente y futuro del puerto, por cierto con ojos muy críticos. "A mí, personalmente, me preocupa que no haya plena conciencia de lo que significa el puerto y del potencial que tiene para el crecimiento de la ciudad", advierte.
Aporta cifras como para que su verdad no tenga margen para las dudas: " Pocos saben que el puerto representa el 42% de los ingresos de Mar del Plata, muy por encima del turismo en el que tanto se hace hincapié como motor de la economía", dice desde su análisis de la ciudad y su potencial productivo.

El director del Museo Cleto Ciocchini asegura que el puerto marplatense "estuvo descuidado", pero advirtió que no carga culpas contra algún gobernante en particular. Por el contrario, más allá de la responsabilidad que a estos les compete en cada una de las gestiones que han pasado, asegura que a la hora de señalar el índice apunta a un grupo mucho más amplio y numeroso: "los responsables somos todos, los habitantes como Estado, que no exigimos lo suficiente", dice.

Por eso reclama que las políticas públicas para esta comunidad tengan más en cuenta al puerto. Sostiene que sólo el 18% del ingreso bruto de la ciudad es generado por el turismo. Un aporte valioso pero que considera que no es el más importante. "No alcanza –insiste- para los doce meses del año".

Se entusiasma, sin embargo, por algunos proyectos que empiezan a ver en la terminal marítima más posibilidades. Habla de un puerto con múltiples funciones que atienda las necesidades de la pesca, pero también el despacho de mercaderías y el transporte de pasajeros.

"La industria pesquera –remarca- tiene su flota de lanchas amarillas, pero también sus buques de media altura y de altura que con las fábricas le dan valor agregado al producto y permiten que los habitantes de Mar del Plata puedan generar un recurso genuino y fuentes de trabajo".

Comentá la nota