Batería de medidas contra la delincuencia

Paredes negó una ola de robos. En días, saldrán a la calle 2.400 nuevos policías y 60 autos. Harán más distritos en Capital.
"Que quede claro: no hay una ola de inseguridad. Simplemente hemos tenido un par de hechos graves el fin de semana. Y si hubo toma de rehenes, eso da la pauta de que la Policía llegó rápido cuando los delincuentes estaban dentro. Y si no hubo que lamentar víctimas inocentes, es porque el accionar fue bueno".

Así se refirió ayer a la tarde a La Voz del Interior el jefe de la Policía de Córdoba, Alejo Paredes, al referirse a uno de los momentos más complicados que atraviesa por estos días en su gestión: la reiteración de graves hechos de inseguridad, como los asaltos a empresas y familias, en Córdoba. Por lo menos dos de estos episodios derivaron en una toma de rehenes.

Asimismo, el comisario general reiteró una serie de medidas –ya anunciadas meses atrás–, tendientes a combatir el delito. Estos lineamientos giran básicamente en la incorporación de más policías para la tarea de calle y la incorporación de más móviles (esta vez autos y no camionetas). De esta manera se busca mejorar y reforzar el patrullaje en las calles de la ciudad de Córdoba, principalmente.

La Policía cuenta con 14.279 uniformados para Córdoba, aunque 12 por ciento está de licencia. Con la incorporación de 2.400 efectivos, no se puede concluir que la fuerza pasará a tener casi 16.500 hombres, ya que resta ver cuántos serán dados de baja o se jubilarán a fin de año. Las palabras de Paredes fueron formuladas, a varios medios de comunicación durante todo el día de ayer, horas después de que el gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, señalara que "no hay magia para ganarle a la inseguridad", en el programa Radioinforme 3.

El mandatario provincial se refirió así ayer, cuando este diario publicó una encuesta que reflejaba que sólo uno de cada 10 cordobeses se siente seguro.

Medidas

Hombres. Paredes confirmó que el lunes 15 serán presentados en sociedad unos 2.400 nuevos oficiales de policía (no 2.500, ya que 100 fueron "bochados" y deberán rendir en marzo), quienes la próxima semana comenzarán a trabajar. La mayoría se desempeñará en Córdoba capital. El resto irá a centros urbanos del interior, no resueltos aún.

Móviles. Se planean incorporar 100 autos patrulleros. El lunes serán presentados sólo 60, ya patentados y equipados. Se trata de Fiat Siena (como los de la Caminera) que engrosarán los Comandos de Acción Preventiva (CAP). Gran parte de las 4x4, según Paredes, pasarán al patrullaje en la periferia.

También se prevé la incorporación de 50 motos enduro.

Estos vehículos, como los flamantes policías (egresan tras un año de preparación) serán presentados en un acto que podría realizarse en la misma Jefatura de Policía. No está claro si el acto será presidido sólo por Paredes o bien por su jefe directo, el ministro de Gobierno, Carlos Caserio, quien en las últimas horas no se ha expresado públicamente sobre la inseguridad.

Diez distritos. La ciudad de Córdoba se divide desde principios de año en seis distritos. Para fin de año, o enero como máximo, se prevé la creación de cuatro distritos más, con lo que Capital se dividiría en 10 áreas.

¿En qué mejoraría la vida de los vecinos? Actualmente, hay un CAP por cada distrito y las extensiones de estas zonas son importantes. En Jefatura razonan: al haber más distritos, las áreas a cubrir por el patrullaje se reducen y, por ende, con más móviles se "mejora" la tarea preventiva. Está previsto, por caso, que el Distrito 5 (Cerro de las Rosas y Argüello) se divida en dos. Lo mismo pasaría con el Distrito 4 (zona nordeste) y el 3 (el sudeste de Capital, con una barriada como Villa El Libertador, la más poblada de Córdoba).

Volver 10 años atrás. Con la decisión de tener 10 zonas distritales en Córdoba, se volvería al esquema preventivo de hace 10 años, cuando (el fallecido) Máximo Lazcano era jefe de la fuerza.

Comentá la nota