Batalla entre escépticos y alarmistas en Internet

Acalorado debate sobre el calentamiento global
HAMBURGO (DPA).- ¿Es el ser humano culpable del cambio climático o es sólo un invento de personas alarmistas? La cumbre climática en Copenhague aviva la discusión en la comunidad internauta.

El comienzo de la conferencia estuvo marcado por una pelea virtual entre escépticos del cambio climático de un lado y algunos científicos y protectores del medio ambiente del otro. Hubo trifulcas en las redes sociales como Twitter, en Facebook, blogs y foros de ediciones de periódicos online .

"Una verdad incómoda: Es todo un engaño-No a Copenhague", denunciaban ya en el primer día de la conferencia varios cientos de usuarios de Twitter en alusión al título del documental sobre cambio climático del premio Nobel de la Paz Al Gore.

Especial revuelo desató el robo de cientos de correos electrónicos privados de renombrados investigadores británicos. El escándalo, conocido como Climagate , surgió por la revelación de decenas de e-mails en los que científicos británicos intercambiaban información para hacer aparecer el cambio climático como más grave de lo que es. Los autores del robo encontraron pruebas de que el calentamiento global es pura invención.

Gore salió al cruce de las acusaciones y dijo que los correos electrónicos habían sido sacados de contexto, al utilizarse unas pocas frases. "Se trata de correos privados, de hace más de 10 años, y han intentado exagerarlo para convertirlo en algo que no es", indicó el ex vicepresidente norteamericano.

"El calentamiento global causado por el ser humano es una farsa", escribe Joshua B. Wilson de Portland en el foro de discusión de Facebook The Climate Pool . "No podemos hacer nada en absoluto para evitar el cambio climático", dice otro.

"La línea clásica transcurre entre los alarmistas y los escépticos -resume el analista climático Hans von Storch-. Unos hablan de catástrofe. Otros afirman que es todo mentira." Sin embargo, ningún científico serio defiende esta última posición.

Para Von Storch, detrás de las posiciones extremas se esconden intereses políticos. "Ambas formas son un método para rechazar o imponer una extensa política medioambiental", con unas implicaciones mayores o menores para el día a día de las personas.

También los detractores climáticos con conocimientos científicos debaten regularmente en los correspondientes portales de Internet. En los blogs escépticos Climate Audit , The Air Vent y el blog Real Climate , impulsado por varios investigadores climáticos, hay mucho alboroto.

Pero ¿qué mueve a los escépticos a argumentar tan apasionadamente? Para Von Storch, el debate ha adquirido características casi religiosas. "Antes era el amor hacia Dios, que castigaba a la humanidad con una marea muy alta. Hoy se dice que la naturaleza se venga y que nosotros nos lo merecemos."

Muchas personas se sienten tuteladas por la política y no tienen intención de tolerarlo. "Se trata de una mezcla altamente explosiva que sigue el lema de «o estás conmigo o estás contra mí»", afirma el investigador. Poco tiene que ver eso con la ciencia independiente y ponderada.

Comentá la nota