Los barrios de Iguazú llevan días sin recibir agua potable

Puerto Iguazú. El agua potable comenzó a escasear en la ciudad turística y adelantó el panorama crítico para la próxima temporada estival con la sectorización del servicio y la alta demanda de los vecinos.
Ayer, ningún barrio de la localidad contaba con el servicio normal, en tanto un minúsculo grupo de usuarios pudo contar con el líquido vital que llegaba a los tanques. Los barrios más afectados fueron Ignacio Abiarú, Villa Alta, Villa Nueva, Obrero y San Rosa.

Desde el Instituto Misionero de Agua y Saneamiento (IMAS) no ofrecieron explicaciones oficiales sobre los problemas técnicos que se pudieron suscitar en la toma de agua del río. Sin embargo, advirtieron a los usuarios: “Estamos con problemas y no estamos llegando a ningún barrio. No sabemos en cuánto tiempo se va a solucionar”.

El servicio sectorizado ya venía con inconvenientes desde hace una semana. Pero ayer IMAS no bombeó agua, ni siquiera una sola vez en el día, como solía suceder. En un mismo barrio, a algunas casas les alcanzaba el tiempo para llenar sus tanques y otros no.

“El agua que llega, no alcanza para llenar el tanque hace cuatro días y hoy no hubo ni una sola gota de agua”, se quejó Beatriz, de las 120 viviendas. Para algunos vecinos es el segundo día sin servicio y para otros ya se cumple la cuarta jornada. El reclamo también es desesperado en el barrio Obrero, donde la única solución que ven los vecinos es hacer una perforación propia en sus domicilios.

La zona del centro hasta ayer no sintió el impacto de la falta del servicio, mientras que los hoteles, al contar con perforaciones y bombas propias, tampoco tuvieron inconvenientes.

Por otra parte, unas 300 familias de un barrio tienen cortado el servicio de agua por parte del consorcio debido a que solamente 95 de ellos pagan las expensas. Una abultada deuda con la empresa de electricidad es la razón por la cual la comisión vecinal limitó la provisión de agua. La millonaria obra anunciada en junio de este año ya está en marcha para la remodelación y ampliación de red de agua potable y cloacas para la localidad mediante un convenio entre la Nación y la provincia.

Comentá la nota