¿Qué es lo que los barrios esperan de los candidatos?

Cuando el 28 de junio los ciudadanos marplatenses concurran a las urnas a elegir a los nuevos concejales, estarán seleccionando a sus representantes. Pero ¿existe tal representatividad?

Ciudadanos de diferentes barrios de Mar del Plata creen que los concejales en su cargo no se interesan por los problemas y desconfían acerca del compromiso que puedan tener los que se postulan en las elecciones del 28 de junio.

Así se desprende en las conclusiones de una consulta efectuada por LA CAPITAL a los representantes de las sociedades de fomentos de algunos de los barrios más populares de la ciudad.

La crítica principal apunta, de manera coincidente, a la falta de vínculo entre los concejales y la problemática de los barrios. "Lo peor de todo es que ni siquiera se acercan en época de campaña", "cuando les informamos sobre alguna necesidad muestran un gran desconocimiento" o "cada vez que pedimos una reunión siempre la postergan", son algunas de las frases que pueden oírse de boca de los fomentistas, que son aquellos que mejor representan a sus vecinos y más conocen las necesidades de los barrios.

El próximo 28 de junio se discutirá en las urnas la nueva conformación del Concejo Deliberante, ámbito desde el cual surgen las principales acciones de gobierno que posteriormente repercutirán en los barrios de la ciudad. En función de las encuestas y de las predicciones que puedan realizarse, se cree que menos de un 50 por ciento de los candidatos que lograrán una banca carecen de una experiencia previa en ese puesto. Esto significa que si los vecinos reniegan contra la gestión de ediles de otros mandatos, deberán hacerse la idea de que no cambiarán mucho las cosas.

En cuanto al reclamo específico sobre problemáticas actuales, la mayoría de los barrios periféricos de Mar del Plata, ya sean del oeste, norte o sur, confluyen en la falta de luminarias, el bacheo o asfalto de las calles y la seguridad.

A continuación el testimonio de algunas autoridades barriales, de distintos sectores de la ciudad:

Nélida Vitti (tesorera de Cerrito y San Salvador)

"Lo que vemos es que este tipo de barrios de Vértiz para acá estamos olvidados. No se nos solucionan los temas centrales, como el de las luminarias que está directamente conectado con el tema de seguridad. Anuncios se hacen muchos, pero luego no se cumple tanto. Además notamos falta de comunicación con las instituciones. Yo no recuerdo a concejales por el barrio, recorriendo, pidiendo informes, y tampoco a funcionarios a los que se les pide reuniones y no nos atienden".

"El problema es que somos nosotros, en la sociedad de fomento, los que tenemos que poner la cara. Recibimos todo el tiempo el reclamo de los vecinos y es bueno que ellos logren entender que nosotros hacemos gestión nada más, que peticionamos y hasta ahí podemos llegar"

"Nuestro barrio está incluido en el nuevo sistema de alumbrado especial y eso nos entusiasmó. Pero después nos enteramos por los diarios que cada vecino tendrá que pagar 1.200 pesos y que la financiación está en duda".

"La comunicación es fundamental. Acá los concejales no vienen ni ahora, en tiempo de campaña. Con Pulti no estamos tan mal, pero los concejales después que los votan tienen que saben cuáles son los problemas en los barrios. Si no, después no pueden votar con criterio para distribuir, por ejemplo, los recursos que llegan de la Nación o la Provincia".

Sarina Muscimessi (secretaria de Bernardino Rivadavia)

"Nuestro mayor problema es la falta de luces, por empezar. Supuestamente eso debería estar solucionado, pero no porque se trate de una cuestión estética, sino por seguridad, que en esta zona es terrible. Ahí no nos hacen caso".

"No se acercan los concejales, los notamos un poco desconectados. El intendente en este caso, se arrima, pero los concejales no. La verdad es que notamos más preocupación del intendente que de los concejales".

"Por ejemplo, acá se necesita un semáforo en Alvarado y 1° Mayo, necesitamos iluminación porque Tenemos una pista de atletismo en Matheu y Chile, para que los chicos hagan deporte, y sin embargo no tiene ni una farola. Es una pena, el barrio tiene que estar iluminado. Y encima las luces que hay por alguna razón fallan. Ocurre en la calle Alvarado, que de noche siempre se corta, desde Teodoro Bronzini hasta Jara".

Ofelia Ilarregui (presidenta de Los Pinares)

"Todos los arreglos son para los barrios del sur. En el norte nos hemos quedado desprovistos de toda ayuda. La gente se desafilia de la sociedad de fomento porque no alcanza a entender que nosotros no hacemos las obras. El vecino tiene que saber eso".

"Entre las cosas buenas puedo destacar que tenemos un convenio para pagar al tractorista y al placero, y una persona en la sede porque se hacen actividades impulsadas por la municipalidad", eso nos cubre el convenio.

"El tema de las calles es fundamental para nuestro barrio, porque no tenemos una buena nivelación como para que fluyan las aguas. El problema hídrico es real y notamos que hay cero mantenimiento. La refacción de Constitución no entiendo por qué la hacen de nuevo. Estaba perfecta o los problemas que tenía se podían solucionar sin hacerla toda de cero. En las demás calles tenemos problemas y no nos atienden en los reclamos.

"El problema de las luminarias es real y grave. Con el proyecto del presupuesto participativo se hizo una folletería hermosa pero la gente ni se enteró. La gente del barrio ya no cree".

"En la semana la gente de Acción Marplatense estuvo haciendo una reunión y nos dijeron que se iban a cambiar las lámparas de alumbrado. Todo bien, pero la sensación que nos quedó es que no estaban muy informados".

"Bacheo, iluminación y asfalto son para nosotros los principales problemas"

Mario Caporaletti (presidente del barrio Malvinas Argentinas)

"Creo que a los nuevos concejales les debemos exigir que tengan más injerencias en el control del Ejecutivo y ver que se cumplan medianamente las ordenanzas. El caso de la recolección de residuos, el cartoneo y cirujeo, y el tránsito incumplen todo el tiempo las ordenanzas".

"La ciudad está sucia, los barrios estamos sucios. Nosotros tenemos un convenio de contraprestación, pero no damos abasto. Es cierto que el vecino tiene que ser más responsable, pero también es verdad que no hay colaboración tampoco desde los políticos".

"En cuanto a las luminarias estamos incluidos en una licitación, pero estamos con una demora que no viene de ahora, sino de muchos años... No se ha hecho mucho para mejorar esto".

"Antes había un auxilio de los políticos a las entidades. Tenían más relación con el vecinalismo. Ellos hasta venían a las reuniones. Pero me parece que ahora no se animan.

Hace más de 15 años que no viene nadie. El último que vino creo que fue Russak".

"La realidad de la periferia de Mar del Plata es que hoy por hoy se habla de mucha obra, de mucho trabajo, pero está todo en veremos. Todo retrasado".

"Los dirigentes vecinales no somos ejecutores, somos peticionantes. Y los vecinos están reclamando mucho, cada día más. Nuestra única defensa son los expedientes. Y decirle que los políticos, ya sean concejales o funcionarios del ejecutivo, no nos escuchan".

Roberto Carodoso (presidente del barrio General Pueyrredon)

"Lamentablemente desde que asumieron estas nuevas autoridades, no se acercaron concejales. Los reclamos son cada vez más reiterados en nuestro barrio.

"La luminaria es uno de los grandes problemas. Estamos a 20 minutos del centro y somos parte de Mar del Plata. Sin embargo no tenemos eco con nuestros reclamos. La iluminación es muy importante, tiene que ver con las posibilidades de recorrida de la policía y de eso depende la seguridad"

"Las calles hace 4 años que no están siendo arregladas. No hablamos de pozos sino de cráteres. Cerca de la escuela N°1 se llena de agua... Somos un barrio olvidado al igual que los demás".

"Hace años que no vemos a concejales, ni siquiera para las campañas. Los barrios periféricos dicen que existen pero eso es mentira. Para ellos no existimos".

"El servicio de colectivo es una vergüenza... ¿Puede ser que en un lugar alejado sólo pase un colectivo cada 45 minutos?".

"Debo reconocer que los trabajos en el arroyo Las Chacras favoreció mucho al barrio y que por ejemplo, nos ayudaron con la plaza que hicimos entre los vecinos al ponernos unas luminarias ahí".

Mario Niella (presidente del barrio José Manuel Estrada)

"La relación con la totalidad del cuerpo deliberativo es regular, porque son muy pocos los concejales que realmente vienen a los barrios. Si vos no vas con una problemática particular, ni aparecen. No es con todos, pero en lo general es así".

"El concejal Laserna presentó ese proyecto para modificar los estatutos de las sociedades de fomento y después de ahí quedó una relación. Pero espontáneamente no hay un acercamiento, lo cual provoca desinformación y a su vez, menos soluciones. Igual creo que muchas de las necesidades de los barrios pasan más por los funcionarios políticos que por los concejales".

"Un tema que nos preocupa es que no hay control del cumplimiento de las ordenanzas. Por ejemplo, sucede con cosas sencillas, con la poda que está regulada por ordenanza y la mayoría no cumple. Con las veredas también, hay una ordenanza que indica que debe haber cerco y vereda, y eso no lo controla nadie, o arrojar basura".

"Creo que los nuevo concejales tendrían que tener un poco más de contacto con el vecino. Cambiar las sesiones para que la hagan en otro horario, porque por la mañana no va nadie. Las sesiones tienen que ser a la tarde, para que el vecino pueda participar".

Amanda Rodríguez de Astiroz (vicepresidenta del barrio San Cayetano)

"La actual comisión entró hace poquito y no tenemos tanto aporte de la municipalidad. Para pedir cuando, se pide algo, hay que insistir mucho y la respuesta es poca o nula".

"En el barrio tenemos todo asfaltado pero está muy deteriorado... Por donde circula la línea 521 está muy necesitado de arreglo, pero entendemos que hay otros lugares peores en Mar del Plata".

"Las luminarias están bastante bien, tal vez uno se conforma viendo a los demás. Siempre hay pedidos o quejas".

"En cuanto a los concejales, no se acercan. Hace años que no vienen y para nosotros, hacer una reunión con alguien importante, es clave, porque podés traer a los vecinos y demostrarles que nos esforzamos".

"Sería interesante que se los concejales preocuparan un poco más en colaborar con nosotros. Los concejales, los funcionarios en general, son importantes para que la gente del barrio nos crea que nos movemos. En el fondo, también es importante para ellos contar con vecinalistas preocupados".

Jesús Ferreyra (presidente de Faro Norte)

"Yo no puedo decir que no hay relación con los políticos. Tengo una buena llegada con todos pero porque hago política para conseguir cosas"

"Desgraciadamente los barrios estamos un poco olvidados, más aún los barrios del sur. Estoy cansado de decirlo en el Concejo Deliberante: desde la 39 hacia el sur no existimos".

"Problemas tenemos muchos. No hay frecuencia en los colectivos como debería existir. La iluminación es deficiente, las calles también están mal. Donde caen cuatro gotas las calles sin asfaltar se anegan. Y los problemas de infraestructura terminan repercutiendo en la falta de seguridad. Hay que reconocer que la presencia de Prefectura ayuda un poco".

"El único que hace su aparición en la zona es el delegado municipal del Puerto. Los fomentistas de la zona sur tenemos reuniones periódicas, una vez por mes, y es nuestro único nexo".

"Dentro de lo positivo hay que decir que tenemos la promesa de que de aquí a fin de año se hará la red de agua corriente. Ya tenemos el plano marcado, se abrieron los sobres y ahora solo resta adjudicar. Espero que a fin de año hablemos de que cumplieron".

"Yo a un candidato a concejal le pido que sea alguien que realmente se sienta ciudadano marplatense, que recorra los barrios. Que deje de ser el habitante para convertirse en algo así como un paladín de la justicia social. No digo que sea Quijote o Robin Hood, pero sí alguien que se interiorice por las escuelas, los jardines de infantes, las salas de atención primaria, que vea que funcione y que tenga compenetración con el vecindario"

Luis Ledesma (presidente barrio Regional)

"El vínculo es muy bueno pero hay muchas cosas para hacer por los barrios. Esperemos que ahora, después de estas elecciones, tengamos algunos cambios".

"En el barrio se da un caso increíble: estamos peticionando por un colegio primario desde el año 1962. No parece que nos escucharan y nuestro barrio tiene 21.500 habitantes"

"Concejales no han venido pero las puertas están abiertas. Si vienen les comentaremos sobre la iluminación y las calles. Por ejemplo, Estado de Israel que es una calle troncal y no resuelven mejorar su estado".

"Esperamos que los nuevos concejales trabajen para la gente y para los barrios, porque sinceramente queremos que se hagan cosas. Que se interioricen más de las problemas, y que cumplan lo que dicen".

La renovación

Los doce concejales que sean elegidos por el pueblo el 28 de junio reemplazarán a la mitad del actual cuerpo deliberativo de la ciudad.

La consulta realizada por LA CAPITAL entre los vecinos pone en evidencia que en los últimos años los concejales no parecen interesados en conocer los problemas de cada barriada. No favorece a quienes piensan lo contrario la casi nula aparición de los ediles caminando los barrios.

Precisamente, los ciudadanos aspiran a un cambio en la forma de hacer política de los concejales, aunque las proyecciones indican que la mayoría de quienes asuman no serán nuevos en este tipo de funciones.

Se descuenta que serán elegidos los tres primeros en la lista de Acción Marplatense, ellos son Eduardo Pezzatti, Héctor Rosso y Claudia Amenábar. También lograrán una banca los tres primeros del radicalismo, Vilma Baragiola, Mauricio Abud y Nicolás Maiorano. Esto supone que -como mínimo- para el 50 por ciento de los concejales que "renueven" el Concejo, no será una novedad asumir.

Comentá la nota