Barrionuevo y Jalil se quedaron sin el sello del PJ.

EL Juez Federal avaló la inclusión del "pejota" en el Frente Justicialista para la Victoria, que postula a Corpacci y a Mera. El gremialista anunció que apelará la medida en las próximas horas.
La Justicia Federal con competencia electoral rechazó ayer los planteos realizados por dirigentes afines al sector peronista que orienta Luis Barrionuevo, y avaló la "inclusión del Partido Justicialista en el Frente Justicialista para la Victoria".

Como se sabe, el juez Ricardo Moreno debía resolver el planteo realizado por el sector barrionuevista del Consejo Provincial del Partido Justicialista que decidió retirarse de la alianza con el Frente para la Victoria, y pretendía jugar en las elecciones del próximo 28 de junio con el sello del PJ.

Por incumplimiento de los K catamarqueños, el barrionuevismo decidió romper el frente político que integraban con los representantes locales del kirchnerismo y presentar como candidatos propios a la dupla Luis Barrionuevo-Raúl Jalil.

Esto derivó en la presentación de dos listas de candidatos peronistas: por un lado la del PJ con Barrionuevo y Jalil como principales postulantes; y por el otro la del Frente Justicialista para la Victoria, con Lucía Corpacci y Dalmacio Mera.

A partir de allí se libró una guerra judicial que ayer tuvo su primera batalla. El Juez Moreno le dio el "okey" a Corpacci y a Mera, y por lo pronto siguen en carrera como candidatos del Frente Jusiticialista para la Victoria, con el PJ orgánico como partido integrante.

Barrionuevo y Jalil (si bien se anticipó que apelarán la medida) por el momento están fuera de la elección como candidatos ya que no están avalados por ningún partido. De apelar y obtener nuevamente un revés, la carta que les queda es que algún candidato de otro partido renuncie para dejar la posibilidad de incluir otros nombres.

Comentá la nota