Barrionuevo se alineó detrás de De Narváez.

El sindicalista Luis Barrionuevo manifestó ayer su apoyo al peronista disidente Francisco De Narváez y calificó de "otra locura" de Néstor Kirchner la postulación de gobernadores e intendentes para las próximas elecciones de diputados. "Kirchner está en la puerta del cementerio y se los quiere llevar a todos adentro", dijo.
En esta ciudad, el líder sindical de los gastronómicos pronosticó una derrota "estrepitosa" del oficialismo y se preguntó qué pasará con los Kirchner si no ganan el 28 de junio. "Si se querían ir cuando perdieron con la [resolución] 125, si llegan a perder ahora estarán pensando lo mismo", supuso.

Afirmó que De Narváez estaba "cabeza a cabeza" con Kirchner, según las encuestas, y dijo: "Con una derrota, al oficialismo le será muy difícil gobernar". El dirigente gastronómico presentó aquí su Agrupación Azul y Blanca, alineada con el proyecto de De Narváez, y dejó su opinión sobre los Kirchner y sobre el vicepresidente Julio Cobos. "Yo no sé cómo se sentirá después de haber traicionado al radicalismo. Es como una mariposa que anda de rama en rama", dijo en relación con el regreso de Cobos a la UCR.

Comentá la nota