BARRIO 11 DE JULIO Piden más control en la circulación de camiones

La modificación de la ordenanza que fija las multas por infracciones de tránsito, elevando en muchos casos los montos que deberán pagar los infractores, contempla la prohibición del tránsito de camiones de más de 4.000 kilos en toda la zona urbana, con excepción de sectores, espacios o radios con autorización municipal. La fijó en 0,30 módulos. Para calcular el monto se tiene en cuenta el salario mínimo del empleado municipal -$ 572- que equivale a un módulo.
Sin embargo, hay sectores de la zona suburbana donde la circulación de camiones con o sin acoplado es moneda corriente y es por lo que reclama el presidente de la sociedad de fomento del barrio 11 de Julio, Juan Carlos Bermúdez.

“Esta situación que vivimos y que tanto reclamamos para que se solucione sigue igual. Esto es vergonzoso. Siguen transitando e, incluso, autos a muy alta velocidad. Es recurrente, una cosa de locos como corren. Los camiones pasan y siguen rompiendo el hormigón del pavimento. Nadie toma nota de esto”.

“Cuando en su momento denuncié la situación me dijeron que estaba loco. Basta mirar las estadísticas que maneja el inspector general (Miguel) Chami. El barrio que mayor cantidad de accidentes de tránsito tiene en Junín es el nuestro. ¿Tengo razón o no? Seguir hablando es como decirle las cosas a una pared, nadie escucha”.

Más reclamos

Bermúdez sostuvo que “seguimos reclamando para que encaucen este problema de los camiones, pero pareciera que nadie es responsable. No veo a inspectores pasar por el barrio. En la calle 12 de Octubre basta pararse para ver que cada cinco o diez minutos hay alguien que está cometiendo una infracción. Pasan camiones cargados, descargados, de día, a la madrugada. Hay que ver el estado del hormigón en Palacio y 12 de Octubre; está roto, rajado, y en 11 de Julio y 12 de Octubre el deterioro es mayor.

“Nuestra entidad tuvo un trabajo muy grande a nivel social. Junto con los vecinos se hicieron importantes obras para dotar del servicio de agua corriente al barrio, las cloacas, pavimento, alumbrado público, los consorcios el gas natural. Es decir, la gente ha construido un barrio que para nosotros es un orgullo”, aseguró Bermúdez.

Falta presión

Otra preocupación que reflejó el dirigente es la falta de presión de agua en momentos de mucho calor. Sostuvo Bermúdez que hay sectores de la ciudad que están mostrando muy seguido rotura de cañerías de agua corriente. Recordó que “Massa, el director de Obras Sanitarias, dijo que en un mes se hicieron ochocientos arreglos. ¿Estamos viviendo una crisis total con las cañerías?”, se preguntó. Además, aseguró que el regador pasa una vez al día “que no sirve para nada tampoco”.

Reprochó que “el barrio está abandonado, no se hace casi nada. Repararon la plaza Héroes Caídos en Malvinas, pero es lamentable. Tenemos necesidades de desagües, alumbrado público, pavimento. Lo más grave es que la sociedad de fomento no existe más para la Municipalidad. Nunca una reunión, una consulta. Este es un barrio que está a veinte cuadras del centro. Debemos hablar de una ciudad para 200 mil habitantes, pero no se piensa en el mañana. Solamente tratamos de solucionar los problemas del día”.

Comentá la nota