BANFIELD | EN VILLA CENTENARIO Vecinos exigen seguridad en la plaza Sargento Cabral

Los vecinos que residen en las inmediaciones a la plaza Sargento Cabral, de Villa Centenario, solicitaron "mayor seguridad" en el espacio verde y exigieron la reparación de los juegos.
Además, la cámara de Info Región retrató la cartuchera de un revólver sobre una hamaca del parque. "No podemos seguir viviendo de ésta manera, los chicos no juegan en la plaza porque tenemos miedo que sean asaltados", aseguraron preocupados los residentes de la zona.

La plaza Sargento Cabral, de Villa Centenario, se convirtió en una preocupación para los residentes de la zona, ya que aseguran que el parque es "muy inseguro". Es por ello que exigieron "presencia policial" y "más iluminación".

En tanto, Info Región recorrió el espacio verde ubicado en Barcelona y Paraguay, y corroboró la preocupante situación por la que se quejan los vecinos, ya que sobre una hamaca yacía la cartuchera de un revólver.

"No podemos seguir viviendo de ésta manera, los chicos no juegan en la plaza porque tenemos miedo que sean asaltados. Si alguna vez los dejamos venir, siempre es acompañados por un adulto. Cuando cae el sol, el lugar se convierte en un descampado y los vecinos no podemos venir a caminar, como hacíamos hace un tiempo", aseguró Víctor Figueira, que vive a dos cuadras.

Por otro lado, resaltaron que "por las noches se escuchan peleas" y "varias bandas se juntan en el predio a tomar alcohol y consumir drogas".

"En la plaza se juntan muchas bandas de chicos que toman cerveza hasta cualquier hora y se drogan. Los vecinos ya no podemos convivir con esta situación y nos da mucho temor lo que está ocurriendo. Espero que las autoridades hagan algo al respecto", señaló Miriam.

Por otro lado, varios de los juegos están rotos, razón por la cual exigieron su "pronta reparación".

"Los juegos están todos destrozados, es una vergüenza y la plaza en general está sumamente descuidada. El pasto está todo quemado, los carteles rotos y la mayoría de las hamacas tienen quebrado el soporte. Además, de no poder ser utilizados por los chicos, el problema es que representan un peligro para todos", aseveró Jorge González. Y remarcó: "Lo único que queremos es tener una respuesta de las autoridades, nos sentimos aislados. Antes el parque era un lugar de reunión para todos los vecinos, nos juntábamos a tomar mate y los nenes podían jugar tranquilos, pero todo eso cambió".

Además, comentaron que el terreno fue restaurado durante el verano: "Hace poco tiempo habían reparado los juegos, mantenían el césped bajo y estaban todos los artefactos pintados. Pero la gente tiene miedo de concurrir a la plaza y cada vez está más descuidada".

Comentá la nota