BANFIELD | RECLAMAN LIMPIEZA Reclaman limpieza y mantenimiento en el cruce de Lanús y Saltamachia

 BANFIELD | RECLAMAN LIMPIEZA    Reclaman limpieza y mantenimiento en el cruce de Lanús y Saltamachia
Un grupo de vecinos de la localidad de Banfield solicitó a la municipalidad de Lomas la limpieza y el mantenimiento de la intersección de Lanús y Saltamachia, donde se conformó un pequeño basural. Admiten que desde la Comuna se acercan a limpiar pero dicen que "no es suficiente".

En la esquina de Lanús y Saltamachia, en Banfield, un grupo de vecinos reiteró una vez más el pedido de limpieza en la zona, porque aseguran que allí se montó un basural que les ocasiona molestias "desde hace tiempo".

De todos modos, y pese a la insistencia del reclamo, admiten que "la gente de la zona" es la que se acerca por las noches a ese cruce para arrojar todo tipo de desperdicios.

"Personal de la Municipalidad viene a limpiar semanalmente porque todos los vecinos llamamos a diario debido a que hay mucha mugre y es desagradable", expresó Mariana Hernández, ante la cronista de Info Región.

Algunos sostienen que la cuestión es más compleja en verano, cuando los olores nauseabundos predominan, y se animan a hablar de "problemas de salud", aunque no está comprobado que ello esté vinculado con el montículo de desechos. "Mi hijo a raíz de la suciedad que hay acá está enfermo. Tiene dermatitis alérgica en todo el cuerpo, está medicado y no puede comer nada por los componentes que contienen los antibióticos", añadió Hernández.

Además, en la zona remarcaron que en más de una ocasión concurrieron al municipio de Lomas de Zamora para reclamar una solución, pero "lo único" que recibieron como respuesta fue "la visita en una oportunidad de personal de la Delegación de Banfield".

"Es muy molesto estar llamando todos los días para pedir que vengan a limpiar", señaló Ariel Villalón, que también vive en el barrio y está molesto por la basura que abunda en esa esquina.

También explicó: "Todos los vecinos nos turnamos para llamar a la Intendencia para pedir personal de limpieza que se acerque y observe cuál es la situación. Es la única forma que encontramos para que constaten que así no se puede vivir".

Para contrarrestar la tendencia a arrojar residuos colocaron una virgen, porque consideraron que de esa manera no funcionaría más el "depósito de basura".

"El olor putrefacto que emana de la suciedad acumulada, como los pañales y muchas otras cosas desagradables, es insoportable y nauseabundo. No podemos vivir más de esta manera", manifestó Margarita Gasper.

Y agregó: "Tengo muchos años y las veces que tomo un remis para evitar viajar en colectivo, tengo que bajar a más de una cuadra porque con la cantidad de mugre y de agua los autos no pueden pasar".

Al panorama que los preocupa agregan que la basura se acumula y tapa los desagües los días de lluvia, lo que ocasiona algunas leves inundaciones en las principales calles de la zona.

"El aspecto del barrio también cambia. Afecta mucho a los visitantes y más a los propios lugareños; es complicado convivir con montañas de basura y ver a los perros romper las bolsas y arrastrar la mugre por todas la calle", expresó Villalón.

Comentá la nota