El Banco Central dio batalla pero el dólar igual subió otros dos centavos

El Banco Central dio batalla pero el dólar igual subió otros dos centavos
En el sistema aseguran, sin embargo, que la demanda no está “desbocada”, sino que el problema es que la oferta de divisas hoy es casi nula. El billete aumentó 5% en 2009
“No hay vendedores, todos son compradores”. Así resumía ayer un operador de un banco de primera línea la lógica detrás del mercado de dólar, que nuevamente sucumbió a la presión de los inversores y avanzó dos centavos a $3,61 para la compra y $3,65 para la venta en las pizarras de bancos y casas de cambio de la city porteña.

Más allá del acuerdo entre el Gobierno y el campo, los escasísimos dólares del agro no movieron el amperímetro del mercado cambiario. De hecho, el Banco Central (BCRA) debió salir, como en las últimas ruedas, a alimentar la demanda de divisas del mercado para evitar una mayor apreciación del billete. Desde la entidad que preside Martín Redrado reconocieron que al final de la rueda terminaron con un “leve saldo comprador”, aunque en la city aseveraron que la intervención del BCRA habría superado por lo menos los u$s 100 millones.

“Las últimas operaciones de la rueda de ayer (por el miércoles) ya dejaban entrever que el mercado de hoy podía seguir manteniendo el tono comprador que lo viene caracterizando últimamente, y que sólo una presencia determinante en contrario del BCRA le haría cambiar el paso. Y así ocurrió”, señaló Carlos Risso, de Notibancos.com. Previa la intervención del Central, el dólar mayorista había llegado a cotizarse a $3,635. Fue sólo después de que la autoridad monetaria inyecatara dólares al circuito mayorista, que la divisa se calmó hasta los $3,625, su precio de cierre en el MAE. También ayudó la presencia de algunos bancos oficiales, particularmente, el Banco Nación, que realizaron algunas ventas puntuales de dólares.

Desde la mesa de una entidad de capital nacional no esperan que la oferta de divisas del comercio exterior vaya en el corto plazo a crecer demasiado, pero ya no por una cuestión política, sino por un factor estacional. “Viendo los flujos de los años anteriores, estacionalmente estas tres semanas de marzo son de poca liquidación. Supuestamente, recién el ingreso de divisas crece más a partir de abril”, señaló el jefe de cambios de la entidad.

Entretanto, la demanda de importadores, de empresas y del público minorista -que ayer estuvo bastante más tranquilo en otras jornadas de la semana- se mantiene firme, aunque todavía relativamente moderada. “No es que los inversores están desatados. Hay poca oferta y el BCRA, el único que vende dólar, va regulando el mercado para que no se lo lleven puesto”, ilustraba otro operador.

El dólar al público acumula una suba de 18 centavos (5,18 %) en el año. En el mercado, se habla de que podría fácilmente superar los $ 4 para fin de 2009.

Comentá la nota