Hay bajo porcentaje de enfermeros en Neuquén

La provincia se ubica por debajo del número recomendado por la OMS.

Según estadísticas del Ministerio de Salud de Nación, hay uno por médico cuando lo aconsejado es tres. Igual se ubica por encima de la media nacional.

Neuquén > La falta de enfermeros en el país es una realidad que se traduce de manera distinta en cada provincia. Según estadísticas del Ministerio de Salud de la Nación, Neuquén mantiene una relación de un enfermero por cada médico.

La estadística es baja si tiene en cuenta el promedio de efectividad que manejan los organismos internacionales (OMS), los cuales hablan de una relación tipo de tres enfermeros por especialista.

A nivel nacional, el promedio entre ambas disciplinas es de 0,67 (84.000/156.000). De esto se desprende que no sólo hay menos de uno por médico, sino que el déficit de enfermeros asciende a los 90.000.

Además, según cálculos de la Universidad de Buenos Aires (UBA), en el país sólo egresan de esta carrera unos 1.000 alumnos por año contra 5.000 de Medicina.

En relación con otras provincias de la Patagonia, Neuquén ocupa el segundo lugar después de Tierra del Fuego, donde la brecha entre una y otra especialidad es mayor, es decir la diferencia de enfermeros con respecto a médicos es mayormente notoria.

En el territorio más austral del país, el promedio es de 0,67 enfermeros por médico. Mientras que en esta provincia es de 1,22 en la misma relación (1.598/1.308) y en la vecina Río Negro asciende a 2,27. En Chubut y Santa Cruz, los promedios que se registran son de 2,08 y 1,72 respectivamente.

Causas

Los motivos que se advierten para explicar esta disparidad entre una profesión y otra se encuentran en la falta de incentivos para una carrera con alto índices de deserción.

Según datos recabados de universidades nacionales y de la Asociación de Escuelas Universitarias de Enfermería de la República Argentina (AEUERA), en 2008 se registró un 67% de deserción en todo el país.

Los bajos salarios por largas horas de trabajo, la falta de reconocimiento profesional y de insalubridad se alzan como otras causas para comprender el déficit de personal al interior de esta especialidad.

A este desalentador pronóstico se suma el hecho de que el 40 por ciento de los enfermeros se jubilará en cinco años, puesto que el promedio de edad de los trabajadores en actividad hoy es de 50 años, según precisó la Asociación Civil de Actividades Médicas Integradas (ACAMI).

Comentá la nota