Bahl dijo que los salarios tendrán una recuperación desde 2010

La Provincia espera para los próximos meses una mejora de la economía. El titular de la cartera política pidió a los gremios que los reclamos sean en "un marco de respeto a las instituciones".
"Es normal y razonable que los distintos sectores reclamen por mejoras en sus ingresos, pero que esto siempre sea en un marco de respeto a las instituciones y sobre todo trabajando en cooperación, que es la única manera de solucionar las cuestiones pendientes y avanzar", dijo esta tarde el ministro de Gobierno, Adán Bahl, al referirse a la movilización gremial que se realizó hoy frente a la Casa Gris.

"El 2009 ha sido un año dramático para todo el mundo y muy serio para el país y para las provincias, que han tenido que hacer frente a los servicios esenciales en un contexto de caída de recursos. Pero pensamos que el año que viene los salarios podrán empezar a tener una recuperación gradual", sostuvo el funcionario.

"Uno a veces se pregunta lo que realmente desean los dirigentes: si tener una relación que lleve a generar mejores condiciones generales de trabajo o si desean enfrentarse con el gobierno", señaló sobre la protesta de la Intersindical.

"Nunca dejamos de reconocer que los sueldos necesitan un incremento, pero es importante reconocer también en este contexto que ningún empleado dejó de percibir sus haberes en pesos y sin atrasos, y además hemos propuesto avanzar en otros aspectos de las relaciones laborales, hasta tanto superemos la actual situación. Pensamos que el año que viene los salarios podrán empezar a tener una recuperación gradual", sostuvo.

"El 2009 ha sido un año dramático para todo el mundo y muy serio para el país y para las provincias que han tenido que hacer frente a los servicios esenciales en un contexto de caída de recursos, con grandes problemas externos e internos, diferencias con importantes sectores productivos, fuerte sequía, la crisis financiera mundial más profunda de por lo menos los últimos 70 años. Y también lo ha sido para las empresas privadas que han visto decrecer su demanda y que por lo tanto han debido también ajustar sus gastos", explicó.

"Aun así, con el esfuerzo de todos hemos podido transitarlo con la máxima normalidad posible, cumpliendo en tiempo y en forma con los haberes de cada uno de los empleados y los sectores que hacen a la cosa pública", remarcó Bahl.

Comentá la nota