"Bahía no necesita oposición", aseguró Cristian Breitenstein

El actual intendente municipal calificó su gestión como exitosa y aseveró que muchos de los hoy candidatos no hicieron más que poner escollos.
En el marco del cierre de campaña, el jefe comunal Cristian Breitenstein, acompañado por sus candidatos a concejales y su referente entre los aspirantes a diputados provinciales, aseveró

que "hay muchos opositores que no hicieron más que poner palos en la rueda al avance de la ciudad", detalló las obras realizadas en el distrito, en los últimos tres años, y dudó de las encuestas que no lo ubican en el primer lugar.

El intendente (quien lanzó fuertes críticas a Raúl Woscoff y también a Jaime Linares, aunque sin mencionarlos) aseveró que ninguno de los opositores ayudó a levantar la ciudad; no dudó de un triunfo contundente de la lista 2, en los comicios del domingo venidero, y no respondió sobre los votos que la otra opción kirchnerista restaría a sus candidatos.

"Vamos a ganar el 28. Hay muchas alternativas políticas en la ciudad y la mayoría se enorgullece de ser opositoras. ¿Opositoras a qué? ¿A un modelo de gestión exitoso o a Bahía? La mayoría de las cosas que propone la oposición están realizadas. Bahía no necesita oposición, necesita un oficialismo de la ciudad.

"Bahía no necesita un cartel de pare, sino uno que diga "Sigamos avanzando y más rápido". Hay personas que no estuvieron conmigo, pero tampoco con Bahía. Le pido a la gente que vote inteligentemente", dijo.

Breitenstein detalló los logros en temas relacionados con niñez, tránsito, sistema de transporte público y obra pública y afirmó que "en tres años, hicimos más que en tres décadas".

"He escuchado alguna queja de que había algún colectivo viejo... El promedio de los coches es de 2003, no de 1990, como era antes. Hay más colectivos y 11 barrios más atendidos".

Indicó que la ciudad es modelo en varios aspectos y aseveró que su plan de gestión no se detendrá el lunes, sea cual sea el resultado electoral.

--¿Por qué cree que, a pesar de la gestión que usted considera exitosa, las encuestas no dicen lo mismo?

--Hablemos el 29. La única encuesta que tengo es la de la calle y ahí, los vecinos me dicen que vamos a ganar.

--¿Qué opinión le merecen los cuestionamientos del ex fiscal Hugo Cañón?

--La justicia hablará el 29. A los agravios los respondo con hechos.

-- Usted no quiso hablar de la denuncia pública de Hugo Cañón sobre la corporación política en la ciudad. Eso, ¿implicó que Dámaso Larraburu no estuviera hoy presente en el cierre de campaña?

--En absoluto, Larraburu me sigue acompañando, me rodeo de gente inteligente, que pueda aportar algo a Bahía Blanca, a pesar de los agravios que injustamente ha recibido en los últimos tiempos.

--Ha respaldado una solicitada con una fuerte crítica a De Narváez.

--Sí, porque la obra pública no se puede detener en una crisis mundial, porque se genera empleo. Algunos afirman que no hicimos todas las viviendas que prometimos, pero ellos, en 30 años, no hicieron ninguna.

--Cree que si el candidato hubiese sido usted, en vez de Quevedo (Guillermo), ¿tendría más chances de ganar?

--No hablo sobre hipótesis, yo hice lo que entendí que tenía que hacer y lo que la sociedad bahiense me demandaba. Estoy defendiendo con firmeza un proyecto de ciudad.

-- ¿Siente que la gente va a votar a Breitenstein y no al oficialismo nacional y provincial? Lo digo por los afiches que hacen hincapié en su figura y no en el gobernador y el ex presidente.

--Yo salí a defender mi proyecto y el de mi gente, el de muchos que me ayudaron a recuperar la ciudad. Vamos a respetar las decisiones, porque si no se dan los resultados vamos a seguir el camino que adoptamos. Dialogando, trabajando por la sociedad.

-- A un sector de la oposición no le gustó que usted haya dicho que no hizo obra pública en la ciudad en los anteriores 20 años.

--Mi idea es comparar hacia adelante, pero hay candidatos que critican y han ocupado durante 20 años todos los cargos de la ciudad y no basta con ser confiables, hay que ser eficientes, hay que llevar soluciones. Hay otros que, para buscar espacios personales, priorizaron sus intereses personales antes que los de la comunidad.

-- ¿Cuánto lo afectó la entrada en competencia de la lista promovida por Marcelo Feliú y que encabeza Gustavo Mandará? ¿No cree que quitará votos a su lista?

--Lo veremos el 29.

-- ¿No cree que en la campaña de la lista de Mandará hay mayor reconocimiento a la gestión del kirchnerismo que en la suya?

--Yo hice 123 mil km hacia Buenos Aires y La Plata, para gestionar, y les aseguro que había pocos al lado mío. He recibido el apoyo del kirchnerismo y no me avergüenzo ni de la presidenta ni del gobernador. Les agradezco el apoyo para la ciudad y los 300 millones de pesos que se invierten acá.

Comentá la nota