AVELLANEDA | CONCEJO DELIBERANTE Según López Martínez, el aumento de tasas “es recesivo”

El concejal de Avellaneda por la Coalición Cívica Javier López Martínez criticó el aumento de la tasa de Servicios Generales que establece la nueva ordenanza fiscal y tarifaria y remarcó que dicha medida “hará que el Municipio recaude menos”. “Ante un panorama de crisis lo que la gente deja de pagar primero son las tasas”, advirtió.

El concejal de Avellaneda por la Coalición Cívica Javier López Martínez cuestionó el aumento de la tasa de Servicios Generales que impulsa el gobierno del intendente Baldomero Álvarez de Olivera y calificó a dicho incremento como “una medida recesiva que hará que el Municipio recaude menos”.

“Este es un aumento recesivo. En un contexto de crisis mundial sabemos que muchos países van a entrar en recesión y el nuestro no va a ser la excepción. Si a eso le sumamos la inflación que reina bajo el mando del secretario de Comercio (Guillermo Moreno), es lógico que el aumento golpee a los bolsillos y que la gente deje de pagar”, advirtió López Martínez en diálogo con Info Región.

En la sesión del martes, el Concejo Deliberante aprobó por mayoría la ordenanza preparatoria que habilita la modificación fiscal y tributaria y que contempla un aumento de la tasa de Servicios Generales (ex Alumbrado, Barrido y Limpieza) que oscilará entre un 20 y un 30 por ciento. En ese sentido, el titular de la bancada oficialista, Jorge Degli Innocenti, había justificado la decisión de los retoques debido a que el incremento, “no es muy grande” y que Avellaneda “es uno de los distritos que más bajo tiene la tasa de Servicios”.

“Queda claro que ante un panorama de crisis lo que la gente deja de pagar primero son las tasas o los impuestos porque además los tributos provinciales también van a aumentar. Antes de pagar al Municipio, todos prefieren seguir pagando la luz, el gas o el agua con lo cual la Comuna va a recaudar mucho menos”, pronosticó López Martínez al respecto.

Además, criticó la modificación porque, según dijo, “se podría haber pensado un esquema mejor en donde el peso del aumento no caiga siempre sobre el vecino común”.

“Son sólo cinco pesos de suba pero eso es plata en el contexto del país. A lo mejor, si se hubiese tocado sólo un diez por ciento a la tasa de Seguridad e Higiene, el incremento para la industrias no habría sido tan pesado y el vecino quedaba resguardado”, atacó el edil del único bloque que se opuso a la iniciativa del Ejecutivo en la última sesión.

En tanto, también cuestionó que la modificación contemple un aumento en la tasa de poda y en algunos ítems de la que corresponde por el uso del cementerio local ya que calificó a dicho retoque como algo “injustificado”.

“La tasa de poda aumenta un ciento por ciento. No es mucho pero es algo contradictorio. Por un lado si el vecino decide podar el árbol de su vereda se lo multa, pero por otro lado, o no se lo podan o le aumentan lo que tiene que abonar”, concluyó López Martínez.

Comentá la nota