AVELLANEDA | CONCEJO DELIBERANTE Aprobaron el Presupuesto

El cálculo de recursos correspondiente al ejercicio del próximo año fue aprobado ayer por mayoría en una nueva sesión ordinaria en el Concejo Deliberante de Avellaneda. Dentro del Presupuesto, fueron incluidos los denominados “superpoderes” para el intendente Baldomero Álvarez de Olivera, que le otorga atribuciones especiales para reasignar partidas.

Se llevó a cabo una nueva sesión ordinaria en el Concejo Deliberante de Avellaneda en la que se aprobó el Presupuesto de gastos correspondientes al ejercicio 2009, por 17 votos a favor y 3 en contra.

“En el 2008 se recaudaron 17 millones de pesos menos de lo que se tenía previsto, por eso hablamos de expectativas a la hora de hablar del presupuesto”, indicó el concejal del bloque de la Coalición Cívica, Javier López Martínez, que luego agregó, para dejar en claro que su voto sería negativo: “El presupuesto destinado para Salud es casi igual que el destinado para la recolección de residuos y eso no se entiende, como tampoco que no exista una adjudicación presupuestaria visible para la Unidad de Emergencia Vial De Avellaneda, que tanta propaganda tuvo”.

Dentro del Presupuesto, se votó también el artículo 18 que prevé el otorgamiento al intendente Baldomero Álvarez de Olivera, de facultades especiales para poder reasignar partidas. En este caso la votación fue de 14 votos a favor de los “superpoderes” y 6 por la negativa.

Durante la sesión, se realizó también un homenaje al presidente del bloque Propuesta Republicana (PRO) de Avellaneda, Marcelo Marciano, que falleció la semana pasada a causa de una grave enfermedad pancreática que lo afectó durante varios meses.

Antes de comenzar la jornada ordinaria, se realizó una sesión de honor organizada por los miembros del Concejo Deliberante en conjunto con la Dirección de Derechos Humanos del municipio, en el que se presentó una investigación llamada "Los Obreros Desaparecidos de Molinos", que contaba la historia de once trabajadores de la Planta Industrial de Molinos en Avellaneda, que fueron secuestrados, torturados y desaparecidos durante la última dictadura.

Esta sesión, que se realizó en el marco del festejo por el 60º aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, fue presenciada por el Defensor de Pueblo, Sebastián Vinagre y por el director de Derechos Humanos de Avellaneda, Enrique Arrosagaray. También se homenajeó a Azucena Villaflor a 31 años de su desaparición.

“Es necesario que se sigan haciendo este tipo de homenajes para mantener activa la memoria. No nos cansaremos nunca de buscar y por esa perseverancia hemos descubierto muchas cosas como cuando en La Plata encontramos los prontuarios de las madres que buscábamos a nuestros hijos, porque estábamos todos marcados”, aseguró Aída Sarti, una madre de Plaza de Mayo que participó del homenaje.

Comentá la nota