Avanzan en Cañada los accesos a la autopista Rosario-Córdoba

Cañada de Gómez.— Los dos accesos a la autopista Rosario- Córdoba que estaban programados para esta ciudad (uno por calle Pringles y el otro como continuidad de la ruta provincial 91) avanzan dentro de los plazos previstos del contrato que tiene la firma Dycasa con la Dirección Nacional de Vialidad (DNV).
El secretario de Obras Públicas municipal de Cañada, Enrique Balbuena, se mostró satisfecho por las tareas tras realizar una visita al sitio donde se está ejecutando la obra. "Creemos que antes de marzo los accesos estarán finalizados", pronosticó el funcionario municipal.

Balbuena explicó que junto a técnicos de la constructora evaluó algunas alternativas en lo referente a las obras de infraestructura, y anunció que el camino de acceso a la altura del matadero va a tener una cota más elevada de lo previsto.

"El terreno donde hoy está el obrador sobre calle San Lorenzo va a ser destinado a la playa de camiones", dijo Balbuena. Por esa razón pidió tareas de asentamiento y elevación donde se halla el obrador para posibilitar construir una dársena.

"Así los vehículos pesados podrán desviar e ingresar sin interferencia a la planta. Esta es una de las obras complementarias que más deseamos concretar, ya que se trata de una necesidad que tenemos en la comunidad", añadió el funcionario.

El acceso proyectado sobre calle Pringles fue la alternativa que evaluó oportunamente el municipio para dar continuidad al bulevar Marconi y calle San Lorenzo y facilitar el tránsito fluido desde el radio urbano. Las tareas de Dycasa se complementan con la colocación de hormigón.

Otra de las obras proyectadas para facilitar la llegada a Marconi y San Lorenzo es la pavimentación de bulevar López, cuya primera etapa ya fue finalizada. Funcionarios del municipio estimaron que en breve se continuará con otros sectores de ese bulevar para generar nuevos caminos de acceso.

El otro acceso. En igual sentido, la empresa que ganó la licitación avanza con la continuidad de la ruta provincial 91, entre la 9 (donde hoy se emplaza el parque industrial) y la autopista Rosario-Córdoba. Balbuena dijo además que el tramo entre Carcarañá y la ruta nacional 178 "está prácticamente finalizado". (ver aparte). Se trata de un acceso estratégico porque la continuidad de la 91 permitirá el desvío desde la futura autopista hacia el resto de los pueblos del departamento Iriondo, como Bustinza y Totoras, hasta llegar a la ruta nacional 34.

Una vez que finalicen los accesos a Cañada y el rulo intercambiador en la 178, la obra estará para habilitarse. Calculan que será en los primeros meses de 2009, aunque la fecha de habilitación figure para mayo.

Comentá la nota